NEW YORK, NEW YORK - 19 DE SEPTIEMBRE Miembros de la delegación de Arabia Saudí asisten a la Asamblea General de la ONU el 19 de septiembre de 2023 en Nueva York. Líderes de todo el mundo y sus delegaciones llegaron a Nueva York para asistir a este evento anual. Este año se celebra el 78 periodo de sesiones del debate general en la sede de las Naciones Unidas, que se centrará en la crisis provocada por el calentamiento global. (Foto de Spencer Platt/Getty Images)

Arabia Saudí ocupará la presidencia del foro sobre igualdad de género de la ONU mientras en el país continúan los ataques contra los derechos de las mujeres

Ante el anuncio previsto para hoy de que Arabia Saudí ocupará la presidencia del foro sobre los derechos de las mujeres de la ONU en la reunión anual de la Comisión de la Condición Jurídica y Social de la Mujer, Sherine Tadros, directora adjunta de Trabajo de Incidencia de Amnistía Internacional, ha declarado:

“La Comisión de la Condición Jurídica y Social de la Mujer tiene un mandato claro: promover los derechos de las mujeres y la igualdad de género, y es fundamental que el país que la preside lo cumpla. El terrible historial de Arabia Saudí en lo que se refiere a la protección y la promoción de los derechos de las mujeres pone de manifiesto el gran abismo que separa la realidad que viven las mujeres y las niñas en Arabia Saudí de las aspiraciones de la Comisión.

“La Carta de la ONU establece claramente que el respeto de los derechos humanos es un objetivo fundamental de la organización. La membresía de un país en los órganos de derechos humanos de las Naciones Unidas implica la responsabilidad añadida de fortalecer este respeto, tanto en el mundo como en el país de que se trate, más aún si ocupa en ellos un puesto de liderazgo.

El terrible historial de Arabia Saudí en lo que se refiere a la protección y la promoción de los derechos de las mujeres pone de manifiesto el gran abismo que separa la realidad que viven las mujeres y las niñas en Arabia Saudí de las aspiraciones de la Comisión.

Sherine Tadros, directora adjunta de Trabajo de Incidencia de Amnistía Internacional

“La Ley sobre el Estatuto Personal de 2022 de Arabia Saudí, que las autoridades saludaron como un avance hacia el progreso y la igualdad, de hecho afianza la discriminación por motivos de género en todos los aspectos de la vida familiar, desde el matrimonio hasta el divorcio, pasando por la custodia y la herencia, y no protege a las mujeres de la violencia de género.

“Un informe publicado esta semana por Amnistía Internacional a partir de la filtración de un borrador del primer Código Penal escrito de Arabia Saudí pone de manifiesto que sus consecuencias serían aún más desastrosas para las mujeres del país.

“Arabia Saudí no demuestra su compromiso con los derechos de las mujeres por el mero hecho de conseguir un puesto de liderazgo en la Comisión, sino emprendiendo iniciativas concretas en el país, como abolir el sistema de tutela masculina y revocar las disposiciones de sus leyes que discriminan a las mujeres. Las autoridades de Arabia Saudí también deben acabar con la represión de la libertad de expresión y dejar libres a todas las personas detenidas injustamente por expresar sus opiniones, incluido su apoyo a los derechos de las mujeres.”

Arabia Saudí no demuestra su compromiso con los derechos de las mujeres por el mero hecho de conseguir un puesto de liderazgo en la Comisión, sino emprendiendo iniciativas concretas en el país.

Sherine Tadros, directora adjunta de Trabajo de Incidencia de Amnistía Internacional

Información complementaria:

El borrador del Código Penal analizado por Amnistía Internacional en su informe Manifiesto por la represión otorga inmunidad penal a los perpetradores de los llamados crímenes en nombre del “honor”, no tipifica como delito la violación conyugal y sí las relaciones sexuales consentidas entre hombres adultos, así como las relaciones sexuales fuera del matrimonio.

En Arabia Saudí, las mujeres defensoras de los derechos humanos sufren persecución, y a destacadas figuras del activismo en favor de los derechos de las mujeres se les ha prohibido viajar y se les han impuesto otras restricciones en el ejercicio de su derecho a la libertad de expresión. Mujeres saudíes que han publicado tuits en apoyo de los derechos de las mujeres han sido condenadas a algunas de las penas de cárcel más largas jamás documentadas por Amnistía Internacional —de 45 años y 27 años—, simplemente por expresar sus opiniones. Manahel al-Otaibi será juzgada por el tristemente célebre tribunal antiterrorista de Arabia Saudí sólo por tuitear en apoyo de los derechos de las mujeres y subir una foto suya a Snapchat en la que no llevaba la abaya (atuendo tradicional femenino).