Somalia

© Mohamed Abdiwahab/AFP/Getty Images
  • Información del país

Resumen

Continuó el conflicto armado que enfrentaba a las fuerzas del Gobierno Federal de Somalia y las fuerzas de mantenimiento de la paz de la Misión de la Unión Africana en Somalia (AMISOM) con el grupo armado Al Shabaab en el centro y el sur del país. El Gobierno Federal de Somalia y la AMISOM mantuvieron el poder en las zonas de las regiones del centro y el sur que controlaban. Más de 50.000 personas civiles perdieron la vida, resultaron heridas o quedaron desplazadas como consecuencia del conflicto armado y la violencia generalizada. Todas las partes en el conflicto fueron responsables de violaciones de derechos humanos y del derecho internacional humanitario que, en algunos casos, constituían crímenes de guerra. Nadie rindió cuentas por estas violaciones. Los grupos armados seguían reclutando a niños y niñas y llevando a cabo secuestros, actos de tortura y homicidios ilegítimos de civiles. La violación y otros delitos de violencia sexual eran prácticas muy extendidas. La persistencia del conflicto, la inseguridad y las restricciones impuestas por las partes beligerantes obstaculizaron el acceso de los organismos de ayuda humanitaria a algunas regiones. Unos 4,7 millones de personas necesitaban asistencia humanitaria; 950.000 sufrían inseguridad alimentaria. Decenas de miles de personas fueron desalojadas por la fuerza de sus hogares. Se restringió la libertad de expresión: dos periodistas fueron víctimas de homicidio y otros fueron objeto de ataques, hostigamiento o multas.

Más información

Situación de la pena de muerte

Retencionista

Retiene la pena de muerte en la legislación.

Noticias

Consultas de los medios

Seif Magango

Responsable de prensa - África Oriental, +254 (0) 20 428 30 20

Nuestras oficinas

Secretariado Internacional de Amnistía Internacional

Ver toda la información de contacto