Irak: Alarmantes informes de que más de 3.000 personas se enfrentan a la muerte por delitos relacionados con el terrorismo

En respuesta a un informe de Associated Press que indica que las autoridades iraquíes han detenido o encarcelado al menos a 19.000 personas acusadas de tener vínculos con el grupo armado autodenominado Estado Islámico o de otros delitos relacionados con el terrorismo, y han condenado a más de 3.000 de ellas a muerte, Lynn Maalouf, directora de investigación de Amnistía Internacional sobre Oriente Medio, ha declarado:

"Nos alarma profundamente este informe, y también el uso masivo que hacen las autoridades iraquíes de la pena de muerte y la manera en que los tribunales se basan en ‘confesiones’ empañadas por la tortura para dictar condenas.”

Nos alarma profundamente este informe, y también el uso masivo que hacen las autoridades iraquíes de la pena de muerte y la manera en que los tribunales se basan en “confesiones” empañadas por la tortura para dictar condenas.
Lynn Maalouf, directora de investigación de Amnistía Internacional para Oriente Medio

“Amnistía Internacional ha documentado el deficiente proceso de selección al que las fuerzas iraquíes han sometido a hombres y muchachos que huyen de zonas de conflicto. Miles de ellos han sido detenidos arbitrariamente, convertidos en objeto de desaparición forzada y sometidos sistemáticamente a tortura y condiciones terribles bajo custodia. Por tanto, es vital que todos los detenidos sean recluidos en centros de detención oficialmente reconocidos y supervisados.”

“Las autoridades iraquíes deben abordar de inmediato las graves deficiencias del sistema de justicia penal y establecer salvaguardias efectivas contra la tortura y la desaparición forzada, y deben garantizar que todas las personas acusadas reciben un juicio justo, que incluya el derecho a asistencia letrada. Las autoridades deben dictar una suspensión inmediata de las ejecuciones como primera medida para la abolición de la pena de muerte”

Información complementaria

Associated Press (AP) ha declarado que su recuento se basó parcialmente en un análisis de una hoja de cálculo que enumera a las 27.849 personas encarceladas en Irak a finales de enero, proporcionada por un funcionario que pidió permanecer en el anonimato porque no estaba autorizado a hablar con los medios de comunicación.

AP ha declarado que se cree que hay miles de personas más recluidas en manos de otros organismos, como la Policía Federal, el servicio de inteligencia del ejército y las fuerzas kurdas.