• NOTICIAS

Sentencia definitiva del Tribunal Especial para Sierra Leona en la causa del Frente Revolucionario Unido

Amnistía Internacional afirmó que la decisión del Tribunal Especial para Sierra Leona de mantener las condenas impuestas a tres ex altos dirigentes del Frente Revolucionario Unido, adoptada el 26 de octubre, es un paso positivo en la lucha contra la impunidad por los peores crímenes cometidos en el país durante una guerra civil que duró 11 años.

La Sala de Apelaciones del Tribunal Especial para Sierra Leona ratificó por mayoría las sentencias condenatorias contra Issa Sesay, Morris Kallon y Augustine Gbao, ex altos dirigentes del principal grupo armado de oposición en el conflicto de Sierra Leona.

“La confirmación de las sentencias condenatorias contra estos dirigentes del Frente Revolucionario Unido es una contribución positiva a la lucha contra la impunidad, no sólo en Sierra Leona sino en todo África”, afirmó Hugo Relva, asesor jurídico del Proyecto de Justicia Internacional de Amnistía Internacional.

“Sin embargo, es necesario recordar que tales condenas se han dictado únicamente contra ocho de todas las personas –posiblemente miles– que fueron responsables de crímenes de guerra y crímenes de lesa humanidad en Sierra Leona durante el conflicto armado. Debe hacerse un esfuerzo muy superior para llevar ante la justicia a los demás implicados en estos terribles crímenes.”

Aunque la Sala de Apelaciones revisó las sentencias en relación con algunos de los cargos, la sentencia definitiva que ha pronunciado hoy mantiene las penas totales de prisión impuestas a Issa Sesay (52 años de cárcel), Morris Kallon (40) y Augustine Gbao (25).

Fueron condenados por su responsabilidad penal individual en crímenes de lesa humanidad y crímenes de guerra, como uso de niños soldados, matrimonio forzado y atentados contra personal de las fuerzas de la ONU para el mantenimiento de la paz.

“Otros muchos autores de crímenes horrendos –incluidos asesinatos, violaciones, mutilaciones y esclavitud sexual– siguen libres a día de hoy, protegidos por las amnistías” afirmó Hugo Relva.

“Eso es completamente inaceptable y demuestra la necesidad de que los Estados de África y otros continentes ejerzan la jurisdicción universal en relación con los autores de delitos de derecho internacional.”

La sentencia pronunciada hoy es la última que dictará la Sala de Apelaciones en Freetown. Las actuaciones contra Charles Taylor, ex presidente de Liberia, por crímenes de lesa humanidad y crímenes de guerra tienen lugar en La Haya, en dependencias de la Corte Penal Internacional.

“Es fundamental que Sierra Leona adopte medidas encaminadas a garantizar que el Tribunal Especial no deja un legado de impunidad constante en el ámbito nacional. El gobierno debe levantar las amnistías y promulgar legislación que tipifique los crímenes de guerra y los crímenes de lesa humanidad en el derecho interno de Sierra Leona” afirmó Hugo Relva.