Nueva plataforma online interactiva para sensibilizar sobre la violación

Una innovadora herramienta online interactiva presentada hoy contribuirá a sensibilizar sobre la violación como abuso contra los derechos humanos y a combatir estereotipos arraigados en la sociedad, ha manifestado Amnistía Internacional con ocasión del Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer.

Creado a partir de un caso real, el módulo “Violencia contra las mujeres: consentimiento” —carpeta de material educativo—, está basado en una sentencia histórica del Tribunal Europeo de Derechos Humanos sobre una superviviente de violación a quien se negó protección y acceso a la justicia.

Este material de aprendizaje enseña a sortear algunos de los terribles obstáculos que encuentran las supervivientes de violación en su lucha por conseguir justicia, entre ellos la práctica de culpar a la víctima, los prejuicios y las investigaciones deficientes que se centran en la presunta falta de resistencia de la víctima, en vez de en la ausencia de consentimiento.
Stasya Denisova, coordinadora de Educación en Derechos Humanos para Europa y Asia Central

“Aprender puede ser divertido, incluso cuando la materia son las violaciones de derechos humanos. Fácil de usar, esta herramienta ayudará a conocer mejor la cuestión de la violencia sexual y la violación como abuso grave contra los derechos humanos y a atraer a muchas más personas, especialmente a gente joven, a la campaña contra la violación.”

Se tarda alrededor de 15 minutos en hacer el módulo. Se podrá consultar con una persona experta en leyes por medio de un chatbot para conocer mejor la importancia del consentimiento sexual y la violación como abuso contra los derechos humanos.

Sorprendentemente, sólo nueve países del Espacio Económico Europeo (EEE) reconocen que las relaciones sexuales sin consentimiento constituyen violación. La insistencia en la resistencia y la violencia, en vez de en el consentimiento, afecta no sólo a la denuncia de las violaciones, sino también a la sensibilización en general de la violencia sexual, aspectos, ambos, que son esenciales para prevenir las violaciones y abordar la impunidad.

“Este módulo ayuda a desprenderse de la idea que se tiene normalmente de la violación como un acto en el que la mujer grita para pedir ayuda, se resiste y llora.” Porque lo cierto es que la violación no siempre es así. Las supervivientes de agresión sexual suelen quedarse bloqueadas, incapaces de oponer resistencia ni de comprender lo que les está pasando”, ha afirmado la defensora de los derechos de las mujeres y creadora de las impactantes ilustraciones del módulo Tatiana Zelenskaya.

“La educación sobre los derechos humanos y el consentimiento es esencial para garantizar que las mujeres estén mejor protegidas contra las violaciones y que las niñas no tengan que crecer preguntándose si las violaciones son culpa suya o dudando de que los violadores deban ser procesados.”

Para más información o para concertar una entrevista, pónganse en contacto con press@amnesty.org

Información complementaria

El módulo “Violencia contra las mujeres: Consentimiento” está basado en la causa E. B. v Romania, en la que el Tribunal Europeo de Derechos Humanos sentenció que Rumania no había investigado de manera efectiva ni llevado a juicio una denuncia de violación y había violado el derecho a no sufrir tortura ni otros malos tratos y el derecho a la vida privada.

La sentencia se puede consultar en inglés y en ruso.

El módulo es el tercero de una serie que contiene también otros sobre el derecho a la libertad de reunión pacífica.

Ilustraciones en Box