Argelia: Un bloguero puede ser condenado a muerte por su actividad en Internet

El juicio de un bloguero argelino que puede ser condenado a muerte por cargos de espionaje falsos basados en sus publicaciones online es una mancha más en el expediente de derechos humanos del país, ha dicho hoy Amnistía Internacional en vísperas de la sesión de apertura del juicio, que será el 24 de mayo.

Merzoug Touati será juzgado por cargos derivados de una publicación que hizo en Facebook y un vídeo que subió a YouTube, que según las autoridades fomentaron el conflicto social. El bloguero está detenido desde enero de 2017.

Tras examinar el sumario, donde se enumeran como “pruebas” las publicaciones de Touati anteriores al cierre de su página web y de su cuenta en Facebook, Amnistía Internacional no ha encontrado ninguna incitación a la violencia ni apología del odio, sino una actividad garantizada por el derecho a la libertad de expresión en relación a su trabajo como periodista ciudadano. Por consiguiente, la organización considera a Merzoug Touati preso de conciencia, encarcelado únicamente por expresar de forma pacífica sus opiniones.

“Cada día que Merzoug Touati pasa en la cárcel es una mancha más en el expediente de derechos humanos de Argelia. Es absurdo que una publicación de Facebook en la que se expresa una opinión pacífica pueda llevar a la pena de muerte. Touati representa los sueños rotos de una generación en un país en el que la libertad de expresión ha sido menoscabada reiteradamente”, ha dicho Heba Morayef, directora regional de Amnistía Internacional para Oriente Medio y el Norte de África.

“Argelia debe poner en libertad de inmediato a Touati, un preso de conciencia que va a ser juzgado sólo por expresarse en Internet.”

Cada día que Merzoug Touati pasa en la cárcel es una mancha más en el expediente de derechos humanos de Argelia.
Heba Morayef

Merzoug Touati, que lleva detenido desde el 22 de enero de 2017, y actualmente está en la cárcel de El Khemis, situada en la ciudad de Béjaïa, al norte del país, ha hecho al menos tres huelgas de hambre para protestar por su prolongada detención. Está previsto que su juicio comience el jueves 24 de mayo.

Merzoug Touati, universitario en paro en el momento de su detención, y no afiliado a ningún partido político ni asociación, abrió en 2015 una cuenta en Facebook y un blog llamado alhogra.com, ya eliminados, donde escribía principalmente sobre acontecimientos políticos y de derechos humanos en Argelia.

Durante su interrogatorio, Merzoug Touati dijo al juez de instrucción que las entrevistas que había realizado a diplomáticos, defensores de los derechos humanos y activistas de diferentes religiones y orientaciones políticas tenían como único fin documentarse para sus artículos online.

Información complementaria

La policía detuvo a Merzoug Touati el 18 de enero de 2017, tras publicar éste contenido en Facebook y subir una entrevista a su canal de YouTube.

En la primera publicación, del 2 de enero de 2017, pedía a los habitantes de Béjaïa que protestaran contra una nueva ley de finanzas. En el vídeo que subió a YouTube el 8 de enero de 2017, Merzoug Touati entrevistaba a un portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores de Israel que rebatía las acusaciones de las autoridades argelinas de implicación de Israel en las protestas de Argelia.

El 22 de enero de 2017, el juez de instrucción del Tribunal de Béjaïa ordenó la detención en espera de juicio de Merzoug Touati por incitación a la violencia y espionaje.

El 24 de octubre de 2017, la Sala de Acusación del Tribunal de Béjaïa remitió oficialmente la causa al Tribunal de lo Penal, acusando a Merzoug Touati de “incitar a los ciudadanos o los habitantes a tomar las armas contra la autoridad del Estado”, “incitación a concentración no armada”, “espionaje extranjero para dañar relaciones diplomáticas” e “incitación a concentraciones y sentadas en espacios públicos”.

En noviembre de 2017, sus abogados recurrieron el acta de acusación ante el Tribunal Supremo, pero en abril de 2018 Merzoug Touati les pidió que retiraran el recurso por temor a que la decisión del Supremo se demorara más que la del Tribunal de lo Penal.

El abogado de Merzoug Touati, Salah Dabouz, dijo a Amnistía Internacional: “La detención del bloguero se ha prorrogado por cuatro meses en dos ocasiones, y la segunda prórroga acabó el 22 de enero de 2018, pero el juez de instrucción no la ha renovado”. El artículo 59 de la Constitución de Argelia dispone que la detención provisional debe ser una medida excepcional y que la detención arbitraria es delito.

Amnistía Internacional se opone a la pena de muerte en todos los casos sin excepción, independientemente del delito de que se trate, de las características del delincuente y del sistema de ejecución utilizado por el Estado. La pena de muerte es una violación del derecho a la vida y el exponente máximo de pena cruel, inhumana y degradante.