Siria: “Espantoso” ataque contra convoy de ayuda de la ONU es una violación flagrante del derecho internacional

El ataque cometido anoche contra un convoy de ayuda de la ONU y la Media Luna Roja Árabe Siria destinada a 78.000 personas en Alepo es una violación flagrante de los principios más fundamentales del derecho internacional humanitario, ha declarado Amnistía Internacional.

Testigos en Siria han contado a la organización que el lunes por la noche, el convoy, junto con el almacén de la Media Luna Roja Árabe Siria al que había llegado, fue sometido durante dos horas a un intenso bombardeo, lo que agudizó la sospecha de que las fuerzas del gobierno sirio atacaron deliberadamente la operación de ayuda humanitaria.

“El ataque sostenido contra un convoy y unos trabajadores humanitarios, que ya es espantoso en cualquier circunstancia, tendrá en este caso un impacto catastrófico no sólo en los civiles desesperados a quienes estaba destinada la ayuda, sino en operaciones humanitarias vitales en toda Siria”, afirmó Philip Luther, director de Investigación y Trabajo de Incidencia para Oriente Medio y el Norte de África de Amnistía Internacional.

“Si el convoy fue, como parece, atacado deliberadamente, este sería otro crimen de guerra más cometido por el gobierno sirio e ilustra cómo la población civil de Siria está pagando con sus vidas cinco años de impunidad total por crímenes de guerra y crímenes de lesa humanidad sistemáticos. Hasta que la comunidad internacional demuestre que se toma en serio hacer que los perpetradores respondan ante la justicia, seguirán cometiéndose estos terribles crímenes a diario.”

Si el convoy fue, como parece, atacado deliberadamente, este sería otro crimen de guerra más cometido por el gobierno sirio,
Philip Luther, director de Investigación y Trabajo de Incidencia para Oriente Medio y el Norte de África

 

El coordinador de ayuda humanitaria de la ONU, Stephen O’Brien, había declarado con anterioridad que el convoy viajaba con todos los permisos necesarios y que se había notificado su ruta a todas las partes del conflicto. Tras el ataque, la ONU ha anunciado la suspensión temporal de todos los convoyes de ayuda en Siria. Según el Comité Internacional de la Cruz Roja, en el ataque perdieron la vida alrededor de 20 civiles.

Testigos entrevistados por Amnistía Internacional dijeron que en el bombardeo, cometido en la ciudad de Urum al Kubra, en el oeste de la gobernación de Alepo, intervinieron diversos aviones, entre ellos helicópteros y aviones de combate de fabricación rusa. Veintiuno de los 31 camiones del convoy quedaron parcial o totalmente destruidos.

“Las explosiones se concentraron sólo en las proximidades del centro de la Media Luna Roja, que está lejos de cualquier presencia militar. No pude iniciar una operación de búsqueda y rescate hasta que cesó el bombardeo [...] duró al menos dos horas”, dijo a Amnistía Internacional un trabajador del servicio de rescate en Urum al Kubra.

Vi cadáveres de hombres en el suelo
Abu Haytham, activista de medios de comunicación

Abu Haytham, activista de medios de comunicación, dijo que oyó un avión de guerra en la zona, pero que nunca se imaginó que atacarían el edificio de la Media Luna Roja Árabe Siria. Cuando llegó al lugar, después del bombardeo, había muchos camiones en llamas y el edificio había sido destruido.

“Vi cadáveres de hombres en el suelo”, dijo. “Me dijeron que eran conductores de los camiones y voluntarios que estaban descargando los camiones. Los camiones tenían el logotipo del ACNUR. La ayuda incluía medicamentos, comida y otros artículos que se necesitan con urgencia.”