Irán: Campaña para detener la destrucción de la fosa común de las víctimas de la masacre penitenciaria de 1988

Las autoridades iraníes deben detener urgentemente la destrucción de una fosa común en la ciudad meridional de Ahvaz, así lo ha afirmado hoy Amnistía Internacional con motivo del lanzamiento de una campaña para pedir a las autoridades que protejan el lugar donde yacen los restos de decenas de presos asesinados durante una ola de ejecuciones extrajudiciales masivas en agosto y septiembre de 1988.

Este año comenzaron unas obras de construcción cerca de la zona. Imágenes obtenidas recientemente por la organización muestran que el lugar de la fosa está quedando sepultado bajo montones de escombros de las obras. La campaña se presenta con un vídeo donde se resaltan los riesgos inminentes que corre el lugar de la fosa.

“Excavar la fosa común de Ahvaz destruirá pruebas periciales fundamentales para llevar ante la justicia a los responsables de las ejecuciones extrajudiciales masivas cometidas en 1988. Además, privará a las familias de las víctimas de su derecho a obtener verdad, justicia y reparación, incluido el derecho a dar digna sepultura a sus seres queridos. Uniéndose a la campaña de Amnistía Internacional, la gente puede ayudar a presionar a las autoridades iraníes para que eviten la destrucción inminente de la fosa”, ha manifestado Philip Luther, director de Investigación y Trabajo de Incidencia de Amnistía Internacional para Oriente Medio y Norte de África.

“En lugar de profanar la fosa común con montones de basura y escombro y de seguir atormentando a las familias, a las que reprimen cuando éstas intentan proteger la memoria de sus seres queridos, las autoridades deberían cumplir con su obligación de preservar todas las fosas comunes de Irán para que puedan llevarse a cabo investigaciones sobre las ejecuciones extrajudiciales de 1988 y otras matanzas.”

Este mes se cumplen 29 años de las masacres de presos perpetradas en todo el país.

La organización pide a la gente que se sume a la campaña enviando llamamientos al ayuntamiento de Ahvaz y al Consejo Superior de Derechos Humanos de Irán, entre otros destinatarios, y promoviendo la etiqueta #MassGraves88 en las redes sociales.

Si desean más información o actuar, consulten: Stop the imminent destruction of mass grave site of victims of 1988 prison killings