Pakistán: La expulsión de la icónica “niña afgana” es una grave injusticia

Tras conocerse la decisión de Pakistán de expulsar a Sharbat Gula, la icónica “niña afgana” cuya fotografía adornó una portada de la revista National Geographic en 1985, la directora de Amnistía Internacional para el sur de Asia ha manifestado:

“La decisión de Pakistán de expulsar a Sharbat Gula es una grave injusticia. Durante decenios ha sido la refugiada más famosa del mundo y un símbolo de la generosidad de Pakistán como país de acogida. Ahora, al ser enviada de regreso a un país que no ve desde hace una generación y que sus hijos jamás han conocido, su difícil situación se ha convertido en símbolo del trato cruel que Pakistán dispensa a las personas refugiadas afganas.”

“Al obligar a las personas refugiadas afganas a cruzar de nuevo la frontera de camino a un conflicto cada vez más mortífero, Pakistán viola el principio de no devolución (non-refoulement). Pone en peligro la vida de personas vulnerables, expuestas a sufrir graves abusos contra los derechos humanos.”

Información complementaria

Sharbat Gula va ser devuelta a Afganistán tras cumplir una condena de 15 días de cárcel y pagar una multa, según ha fallado hoy un tribunal especial de inmigración y anticorrupción de Peshawar.

Fue detenida por la Agencia Federal de Investigaciones de Pakistán el 26 de octubre en su casa, en la zona de Nauthia de Peshawar, acusada de haber falsificado un carnet de identidad paquistaní.