Libertad para la activista contra la pena de muerte Atena Daemi

Atena Daemi lucha contra la pena capital y por los derechos de las mujeres y cumple siete años de prisión en Irán por su activismo pacífico. ¿Su delito? Repartir folletos contra la pena capital y criticar las ejecuciones en Irán en Internet.

En 2014, con 26 años, le vendaron los ojos y la detuvieron frente a su casa. Pasó los 28 primeros días en una celda plagada de insectos y sin aseo. Contó que sus interrogadores le ofrecieron facilitarle acceso al aseo a cambio de “cooperación”. Lamentablemente, fue sólo el principio de los malos tratos.

Luego, mientras cumplía siete años de cárcel, la trasladaron —en secreto e ilegalmente— a una prisión donde los guardias la acosaban y animaban a otras reclusas a agredirla. En mayo de 2017, estando en huelga de hambre, tosió sangre y sufrió grave pérdida de peso, náuseas, vómitos y dolor renal. Necesita atención médica especializada urgente.

Con todo, Atena se niega a dejar de luchar.

“Estas detenciones, reclusiones, amenazas e intimidaciones son sacrificios que tenemos que hacer por nuestra libertad y nuestros derechos [...] nunca debemos dejar de resistir ni de alzarnos contra la opresión. Ninguna victoria es fácil y ninguna injusticia dura siempre.” – Atena Daemi

Atena es una inspiración para quienes defienden los derechos humanos en Irán y en el mundo. Pero también es una joven normal que ama la naturaleza y disfrutar al aire libre. ¡Debe quedar en libertad!

Firma para pedir al ministro de Exteriores, Mohammad Javad Zarif, la excarcelación de Atena.