Dejen de sostener los asentamientos israelíes en territorio palestino ocupado

En los últimos 50 años, Israel ha expulsado a miles de palestinos de sus tierras y las ha ocupado y usado ilegalmente para crear asentamientos donde se alojan exclusivamente colonos judíos israelíes.

Comunidades palestinas completas se han visto desplazadas por estos asentamientos. Sus viviendas y medios de subsistencia han sido destruidos, y están sometidas a restricciones de circulación y de acceso al agua, la tierra y otros recursos naturales propios. Además, las comunidades sufren violentos ataques a manos del ejército israelí y de los colonos. Debemos actuar ya.

Queremos que los gobiernos dejen de sostener una economía que contribuye a la prosperidad de estos asentamientos ilegales y fomenta el sufrimiento de la población palestina, y tú puedes ayudar.

El asunto no se reduce a que Israel se esté apropiando ilegalmente de tierras y recursos de los palestinos. Gobiernos de todo el mundo permiten la entrada en sus mercados de bienes producidos en estos asentamientos, y que empresas de sus países operen en los asentamientos. Todo ello permite que los asentamientos obtengan beneficios y prosperen.

Pide ya a tu gobierno que prohíba la entrada en el mercado nacional de bienes producidos en los asentamientos israelíes y que impida que las empresas radicadas en tu país operen en los asentamientos o comercien con sus productos, y así ayudarán a poner fin al ciclo de violaciones de derechos humanos que sufre la población palestina sometida a la ocupación de Israel.