URGENTE: Libertad para la activista palestina de 16 años Ahed Tamimi

A la activista palestina de 16 años Ahed Tamimi la llaman “la Rosa Parks de Palestina”. Ahed y su familia llevan años enfrentándose con valentía a la ocupación israelí, pero la adolescente acaba de ser condenada a ocho meses de cárcel: pide que la pongan en libertad ya.

El 15 de diciembre, Ahed Tamimi y su familia protestaban contra la decisión de Trump de reconocer Jerusalén como capital de Israel. En un terrible giro de los acontecimientos, un soldado israelí disparó en la cabeza a corta distancia a su primo de 14 años, Mohammed, al que tuvieron que someter a cirugía intensiva, en la que le quitaron parte del cráneo para extirpar la bala de goma.

Ese mismo día, Ahed se encontró también cara a cara con unos soldados israelíes que entraron en el patio de la casa de su familia. Un vídeo, que ya se ha hecho viral, muestra a la adolescente desarmada abofeteando, empujando y dando patadas a dos soldados israelíes armados y con equipos de protección. Era evidente que no representaba ninguna amenaza para ellos, pues repelieron fácilmente sus avances.

Desde entonces, la joven activista ha sido detenida y encarcelada, y el 21 de marzo fue condenada a ocho meses de cárcel. Esta condena es claramente desproporcionada a sus acciones y un intento evidente de intimidar a cualquiera que se atreva a cuestionar los abusos contra los derechos humanos que la población palestina sufre bajo la brutal ocupación de Israel.

Sin embargo, Ahed es sólo una de los aproximadamente 350 niños y niñas palestinos recluidos en prisiones y centros de detención israelíes. Cientos de niños y niñas palestinos son procesados cada año en tribunales militares israelíes para menores. A los detenidos se les niegan sistemáticamente sus derechos, y se los somete a malos tratos, como amenazarlos, vendarles los ojos, someterlos a duros interrogatorios y, en ocasiones, agredirlos físicamente.

Ayúdanos a hacer presión mundial sobre el primer ministro Benjamín Netanyahu.

Pídele que:

  • ponga en libertad inmediatamente a la activista palestina de 16 años Ahed Tamimi, que fue condenada a ocho meses de cárcel;
  • garantice que los niños y niñas palestinos no son detenidos ni encarcelados salvo en casos en los que sea manifiestamente necesario y proporcionado como último recurso y durante el periodo más breve que proceda.