Llevemos el arco iris de vuelta a Ankara

Imagina una gran concentración alegre en un cálido día de primavera. Centenares de jóvenes paseando por el enorme espacio verde de su campus universitario y coreando alegremente sus pegadizos lemas, mientras los arco iris reparten pinceladas de color por todas partes. Están celebrando el Orgullo LGBTI, tal como lo han hecho los últimos ocho años.

El próximo 10 de mayo tendrán otro motivo de celebración: un tribunal ha concluido que la prohibición general de todos los actos LGBTI en Ankara vigente desde 2017 es ilegal. Se trata de una enorme victoria para las organizaciones LGBTI de Turquía que han desafiado esta prohibición desde el primer día.

Sin embargo, a los y las estudiantes de una de las universidades más prestigiosas de Turquía, la METU (Universidad Técnica de Oriente Medio), en Ankara, todavía podrían decirles que no se les permite realizar celebraciones. Existe un grave riesgo de que su desfile anual del Orgullo en el campus el 10 de mayo se prohíba pese a la decisión del tribunal, y corresponde al rector de la Universidad, el profesor Mustafa Verşan Kök, garantizar que los y las estudiantes puedan realizar el desfile en paz y de manera festiva. 

“Sólo queremos celebrar el desfile del Orgullo y expresarnos libremente en el campus como los y las estudiantes de muchos otros países. Pedimos que todo el mundo se alce en solidaridad con nuestra situación y nos ayude a celebrar una vez más el Orgullo en nuestra universidad este año”, nos dijo una de las personas que estudian en la METU.

El año pasado, el profesor Mustafa Verşan Kök tuvo que ceder a la enorme presión y permitir que se celebrara el desfile, después de haber anunciado que no sería autorizado. El día (véase la foto en la parte superior de la página), pacífico y colorido, fue una alegre demostración de orgullo.

Este año, los y las estudiantes necesitan de nuevo tu apoyo. No pueden arrebatarles su derecho a celebrar el desfile del Orgullo por un capricho o por decisiones ilegales de las autoridades.

Alcemos nuestras voces más fuerte que nunca en solidaridad con los y las estudiantes de la METU y contribuyamos a llevar el arco iris de vuelta a su campus.

Campaña cerrada