• Campañas

Zimbabue: Represión de activistas

, Índice: AFR 46/004/2011

Activistas políticos y de derechos humanos de Zimbabue están siendo objeto de una intensa campaña de represión. Más de 60 personas permanecen recluidas y muchas han sido presuntamente torturadas. En Harare, 45 personas han sido acusadas formalmente de traición y, de ser declaradas culpables, pueden ser condenadas a muerte.

AU: 55/11 Índice: AFR 46/004/2011 Zimbabue Fecha: 3 de marzo de 2011
ACCIÓN URGENTE
REPRESN DE ACTIVISTAS EN ZIMBABUE
Activistas políticos y de derechos humanos de Zimbabue están siendo objeto de una intensa
campaña de represión. Más de 60 personas permanecen recluidas y muchas han sido
presuntamente torturadas. En Harare, 45 personas han sido acusadas formalmente de traición y,
de ser declaradas culpables, pueden ser condenadas a muerte. Se ha detenido a más activistas
en las provincias de Bulawayo y Manicaland.
El 19 de febrero, Munyaradzi Gwisai y otros 44 activistas fueron detenidos por la policía en Harare, capital de Zimbabue,
mientras celebraban una reunión para hablar de los acontecimientos que se estaban produciendo en Egipto y Túnez. Estuvieron
detenidos más de 48 horas, que es el plazo establecido por la ley, y fueron informados de que iban a ser acusados de traición el
23 de febrero, minutos antes de ser conducidos ante el juez. De ser declarados culpables de traición, podrían ser condenados a
muerte. Munyaradzi Gwisai manifestó ante el tribunal que él y otros activistas habían sido torturados mientras se encontraban
bajo custodia en la comisaría central de policía de Harare. A los activistas se les negó el acceso a sus abogados y no se les
permitió recibir tratamiento médico. En este momento, los 34 hombres se encuentran recluidos en la Prisión Central para
Preventivos de Harare y las 11 mujeres, en la prisión de mujeres de Chikurubi.
El 28 de febrero, fueron detenidos en Bulawayo siete miembros de las organizaciones de activistas Mujeres de Zimbabue, ¡en
pie! (WOZA) y Hombres de Zimbabue, ¡en pie! (MOZA). Según los informes, fueron torturados en la comisaría central de policía
de Bulawayo. El 2 de marzo fueron puestos en libertad bajo fianza de 50 dólares estadounidenses y deben personarse ante la
policía dos veces por semana. El 1 de marzo, 14 activistas de WOZA fueron detenidos mientras participaban en distintas
reuniones sobre asuntos sociales en Bulawayo, si bien quedaron en libertad sin cargos ese mismo día.
En Manicaland, 23 habitantes de la provincia y el parlamentario Douglas Mwonzora han permanecido bajo custodia desde su
detención a mediados de febrero. Se los acusa de violencia pública tras los enfrentamientos que se produjeron entre miembros
de la Unión Nacional Africana de Zimbabue-Frente Patriótico (ZANU-PF), el partido del presidente Mugabe, y el Movimiento por
el Cambio DemocráticoTsvangirai (MDC-T), al que pertenece Douglas Mwonzora. No se detuvo a ningún miembro de la ZANU-
PF. A las 24 personas detenidas se les concedió el 21 de febrero la libertad bajo fianza, pero el Estado recurrió al artículo 121
de la Ley de Pruebas y Procedimiento Penal para suspender el auto de libertad bajo fianza y prorrogar la detención durante siete
días más. En el pasado se ha recurrido a este artículo de la Ley de Pruebas y Procedimiento Penal para prorrogar la detención de
presuntos opositores de la ZANU-PF.
ESCRIBAN INMEDIATAMENTE, en inglés o en su propio idioma:
Al fiscal general de Zimbabue y al director general de la policía, manifestando su preocupación por la detención arbitraria,
reclusión ilegítima y torturas de que han sido víctima el Sr. Munyaradzi Gwisai y algunos de los 44 activistas detenidos el 19 de
febrero tras celebrar una reunión para hablar de los acontecimientos que se estaban produciendo en Egipto y Túnez. Ínstenlos a
dejar de usar la legislación de forma abusiva para perseguir a presuntos opositores políticos de la ZANU-PF;
Al fiscal general, instándolo a retirar los cargos de traición presentados contra los 45 activistas detenidos únicamente por
ejercer su derecho a la libertad de expresión. Ínstenlo a dejarlos en libertad de inmediato y sin condiciones;
Al director general de la policía, instándolo a poner fin a la detención arbitraria y reclusión ilegítima de activistas de derechos
humanos y presuntos opositores de la ZANU-PF. Ínstenlo a investigar las denuncias de tortura y poner a disposición judicial a los
agentes de seguridad responsables. Ínstenlo a garantizar el acceso de todas las personas recluidas a un abogado y tratamiento
médico, incluidas quienes fueron presuntamente torturadas mientras se encontraban bajo custodia.
ENVÍEN LLAMAMIENTOS ANTES DEL 14 DE ABRIL DE 2011 A:
Fiscal General
Johannes Tomana
Government of Zimbabwe
P. Bag 7714, Causeway
Harare , Zimbabue
Fax: +263 4 777049
Tratamiento: Dear Attorney General
/ Sr. Fiscal General
Director General de la Policía
Augustine Chihuri
Zimbabwe Republic Police
P. O. Box 8807, Causeway
Harare , Zimbabue
Fax: +263 4 253 212
Tratamiento: Dear Commissioner-
General / Sr. Director General
Envíen también copia a la representación
diplomática acreditada en su país. Consulten
con la oficina de su Sección si van a enviar
los llamamientos después de la fecha antes
indicada.
AU: 55/11 Índice: AFR 46/004/2011 Fecha de emisión: 3 de marzo de 2011

Selecciona un idioma para ver el informe