Taiwán 2020
© Amnesty International
Volver a Taiwán

Taiwán 2020

El gobierno tomó varias medidas para controlar la propagación de la COVID-19, algunas de las cuales amenazaban el derecho a la privacidad. La reforma de la Ley de Prisiones no abordó los motivos de preocupación existentes con respecto a los derechos de las personas con discapacidades psicosociales o intelectuales condenadas a muerte. En agosto se estableció una Comisión Nacional de Derechos Humanos. En octubre, varias organizaciones internacionales enviaron información al Comité Internacional de Revisión encargado de examinar la aplicación del Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos y el Pacto Internacional de Derechos Económicos, Sociales y Culturales por Taiwán.

Vigilancia masiva

A fin de impedir la propagación de la COVID-19, el gobierno aprobó en enero una serie de medidas, algunas de las cuales amenazaban el derecho a la intimidad. Así, con fines de seguimiento y rastreo, el gobierno estableció un marco digital de vigilancia masiva, conectando varias de sus bases de datos entre sí, con información sobre viajes y seguros de salud, entre otras cuestiones. A través de esta plataforma, más de 35 departamentos gubernamentales podían monitorear constantemente los movimientos y otras actividades de la población, tales como la compra de mascarillas quirúrgicas. El gobierno facilitó poca información sobre su uso de la plataforma y no especificó cuándo dejarían de aplicarse las medidas de recopilación de datos.1

Pena de muerte

La reforma de la Ley de Prisiones acometida en enero dio lugar a cambios en el Reglamento de Aplicación de la Pena de Muerte en el mes de julio. La normativa modificada seguía permitiendo la condena a muerte de personas con discapacidades psicosociales o intelectuales.2 A lo largo del año, las autoridades no hicieron ningún avance hacia la abolición y continuaron utilizando la pena de muerte.3

Derecho a verdad, justicia y reparación

En agosto entró en funcionamiento la Comisión Nacional de Derechos Humanos, que quedó integrada en el Yuan de Vigilancia (organismo de supervisión del gobierno regulado por la Constitución) y cuyos miembros, designados para actuar de forma independiente, tenían el mandato de investigar denuncias sobre violaciones de derechos humanos —incluidas las de discriminación—, redactar y publicar un informe sobre los derechos humanos a nivel nacional, y asesorar a los organismos del gobierno.4

Personas refugiadas y solicitantes de asilo

La población refugiada y solicitante de asilo recibió una ayuda limitada.5 Más de 200 personas procedentes de Hong Kong llegaron a Taiwán en busca de asilo tras la promulgación de una ley nacional de seguridad a finales de junio. Esto puso en evidencia las deficiencias del marco jurídico taiwanés relativo a las personas refugiadas, solicitantes de asilo y otras necesitadas de protección internacional mediante principios tales como el de no devolución (non-refoulement), por lo que crecieron las voces que pedían la aprobación de una Ley de Refugiados.

Escrutinio internacional

El 29 de junio, el gobierno invitó a expertos nacionales e internacionales a revisar la aplicación del Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos y el Pacto Internacional de Derechos Económicos Sociales y Culturales porTaiwán.6 Está previsto que el Comité Internacional de Revisión se reúna del 18 al 22 de octubre de 2021 para llevar a cabo su tercer examen.


  1. Taiwan: Submission to the International Review Committee on the Domestic Implementation of the ICCPR and ICESCR: 3rd reports, 22-26 March 2021 (ASA 38/3212/2020)
  2. Taiwan: Amendment to the Regulations for the execution of the death penalty: General Comment No. 36 of ICCPR should be included (declaración sólo en chino, 20 de julio)
  3. Taiwan: Second execution under President Tsai (declaración sólo en inglés y chino, 2 de abril)
  4. Taiwan: Establishment of National Human Rights Commission (comunicado de prensa sólo en chino, 19 de junio)
  5. Taiwan: World Refugee Day (comunicado de prensa sólo en chino, 19 de junio)
  6. Taiwan: Submission to the International Review Committee on the Domestic Implementation of the ICCPR and ICESCR (comunicado de prensa sólo en inglés y chino, 23 de octubre)

Descarga el Informe 2020/21 de Amnistía Internacional