06 décembre 2007
Libera a quienes se manifestaron pacíficamente en Myanmar

Los manifestantes huyen de los gases lacrimógenos lanzados por la policía en Yangón, Myanmar, el 27 de septiembreLas manifestaciones pacíficas de Myanmar (antes Birmania) comenzaron en agosto en respuesta a las fuertes subidas del precio de los carburantes. Las protestas de los monjes fueron creciendo tanto en afluencia de personas como en número. Los manifestantes pedían la bajada de los precios de productos básicos, la puesta en libertad de los presos políticos y el inicio de un proceso de reconciliación nacional para resolver las hondas divisiones políticas.

La noche del 25 de septiembre, las autoridades comenzaron una ola de represión de los manifestantes, que incluyó el asalto a monasterios, la detención de monjes y otras personas y la imposición del toque de queda, obligando a algunos activistas a ocultarse.

Se cree que han sido detenidas miles de personas y Amnistía Internacional calcula que actualmente hay unas 700 que siguen recluidas, frente a lo que afirman las autoridades myanmaras, según las cuales sólo siguen en detención 80 personas, contra las que se emprenderán acciones judiciales. Estas personas han sufrido malos tratos y, en algunos casos, tortura.

Se cree que al menos 20 personas han sido condenadas a penas de hasta nueve años y medio en relación con las manifestaciones, en actuaciones probablemente secretas y muy deficientes.

Si bien el número de detenciones ha descendido desde el 29 de septiembre, el personal de seguridad del Estado ha seguido buscando y deteniendo a personas concretas sospechosas de participar en las protestas prodemocráticas, fundamentalmente asaltando sus domicilios por la noche. Estas acciones contradicen el compromiso de que no habría más detenciones,  formulado a primeros de noviembre por el gobierno de Myanmar al representante especial de la ONU Ibrahim Gambari.

 Aung San Suu Kyi, Zaw Htet Ko Ko, U Win Tin y U Khun Htun OoAsimismo Myanmar está infringiendo la nueva Carta de la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (ASEAN), que sus Estados miembros –incluido Myanmar– firmaron el 20 de noviembre en una cumbre histórica y que los compromete a "promover y proteger los derechos humanos".

Desde el inicio de la represión, las autoridades también han recurrido a la detención arbitraria e ilegal de familiares o amigos cercanos y de presuntos simpatizantes de manifestantes que han optado por ocultarse. Esto –la presión explícita o implícita sobre los presuntos manifestantes para que se entreguen como condición para liberar o no dañar a un rehén– también constituye “toma de rehenes”, y es una violación patente de las normas fundamentales del derecho internacional.

Amnistía Internacional también siente preocupación por que no hayan cambiado las circunstancias en las que se dieron las protestas de septiembre. Durante muchos años, las violaciones de derechos humanos en Myanmar han sido numerosas y sistemáticas. Entre los abusos se cuentan el trabajo forzoso y el uso de niños soldados. Hay leyes que criminalizan la expresión pacífica de la disidencia política. La mayoría de las figuras destacadas de la oposición están detenidas o encarceladas, entre ellas más de 1.150 presos políticos recluidos en condiciones penitenciarias cada vez peores.

Actúa!Con frecuencia se detiene a la gente sin la correspondiente orden judicial y se la recluye en régimen de incomunicación. La tortura y otros tratos crueles, inhumanos y degradantes son habituales, especialmente durante los interrogatorios y durante la prisión preventiva en espera de juicio. Los procedimientos judiciales contra los detenidos por motivos políticos distan mucho de cumplir las normas internacionales sobre juicios justos. A los acusados se les suele negar el derecho a recibir asistencia letrada y los fiscales se basan en confesiones conseguidas bajo tortura.

LEER MÁS
Dieciocho años de persecución en Myanmar (Birmania) (Artículo, 24 de octubre de 2007)

82
appels envoyés

Passez à l'action

Appel à l'action

Passez à l'action

Debe liberarse a quienes se manifestaron pacíficamente en Myanmar

Señor Ministro:
Siento una honda preocupación por los informes que indican que cerca de 700 monjes y otros manifestantes pacíficos, como los conocidos activistas Htay Kywe, Mie Mie, Aung Thu, Aung Gyi, Zaw Htet Ko Ko, Su Su Nway y el monje U Gambira, siguen detenidos tras la represión contra las protestas pacíficas de septiembre.
Insto firmemente a las autoridades de Myanmar a que liberen de inmediato y sin condiciones a estas personas y a quienes estén relacionadas con ellas, a menos que se las acuse formalmente de un delito común reconocible. Pido a las autoridades que garanticen que las personas bajo custodia están recluidas exclusivamente en lugares oficiales de detención y que se les da acceso inmediato a representación letrada, a sus familias y a la atención médica que puedan necesitar. Asimismo, solicito a las autoridades que se aseguren de que las personas detenidas no son sometidas a tortura ni a ninguna otra forma de malos tratos.
Las autoridades deben poner en libertad a todos los presos de conciencia que llevan largo tiempo recluidos, entre ellos Aung San Suu Kyi y otros miembros de la Liga Nacional para la Democracia, altos representantes políticos de las minorías étnicas, y miembros de los grupos activistas estudiantiles. También han de revelar la identidad de todos los detenidos, decir dónde se encuentran y garantizar su bienestar, y permitir el acceso a estas personas de forma inmediata.
Pido a las autoridades que garanticen que todas las personas de Myanmar pueden ejercer pacíficamente su derecho a la libertad de expresión, asociación y reunión sin miedo a sufrir acoso, intimidación o detención arbitraria, de conformidad con las normas internacionales de derechos humanos.
Atentamente,

Signature

Commentaire

To contribute comments on the Activism Center you must be signed in. Be the first to comment

Register now for your Activism profile on amnesty.org

The profile enables you to...

  • Comment and engage with a wide range of human rights debates, activism, stories and blogs
  • Control your anonymity and privacy settings
  • Ensure your voice contributes to our campaigns
  • Record and share your activity
  • Timely on and offline activism opportunities and news alerts
  • Twitter and Facebook integration coming soon


Why wait? Human rights is nothing without you    Register now »
663,117
Nombre total d’actions entreprises
par des personnes telles que vous