Rapport 2013
La situation des droits humains dans le monde

Communiqués de presse

14 octobre 2011

ASEAN: Acabar con la discriminación de la mujer para mejorar la salud materna


La Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (ASEAN) debe adoptar medidas urgentes para que todos sus Estados miembros cumplan las metas establecidas en el Objetivo de Desarrollo del Milenio  (ODM) destinado a abordar la precariedad de la salud sexual y reproductiva de mujeres y niñas, ha declarado hoy Amnistía Internacional en un nuevo informe.
La publicación, titulada Making the fair choice: Key steps to improve maternal health in ASEAN (La elección correcta: Medidas clave para mejorar la salud materna en los países de la ASEAN), basada en estudios de casos de Indonesia y Filipinas, se da a conocer cuando la Comisión Intergubernamental de Derechos Humanos de la ASEAN se reúne en Manila para debatir cómo mejorar la salud materna en las 10 naciones de la región.
 “Es muy decepcionante que algunos países de la ASEAN corran el riesgo de no cumplir los compromisos sobre mortalidad materna que hicieron hace ahora un año”, ha afirmado Aurora Parong, directora de Amnistía Internacional Filipinas.
 “Esta es una oportunidad para que la ASEAN se asegure de que ninguno de sus Estados miembros se quede atrás en lo que se refiere a la vida de las mujeres. Globalmente, una de las manifestaciones más claras de discriminación de las mujeres y niñas es el elevado número de muertes maternas prevenibles.”
Amnistía Internacional ha pedido a los Estados de la ASEAN que eliminen las barreras para la salud sexual y reproductiva de mujeres y niñas que ponen sus vidas en peligro, en concreto las leyes y políticas discriminatorias, y las actitudes y prácticas de los profesionales de la salud.
En 2010, los Estados de la ASEAN se comprometieron a mejorar el acceso a los servicios de salud sexual y reproductiva y a métodos de planificación familiar sin riesgos.
Es poco probable que Filipinas cumpla  en 2015 su meta del ODM de reducir la mortalidad materna de 94 a 52 muertes por cada 100.000 nacimientos vivos. El acceso a la anticoncepción es limitado, y los métodos de planificación familiar “naturales” de escasa fiabilidad, como la retirada, se fomentan públicamente por encima de otros métodos.
En Indonesia, por cada 100.00 nacimientos vivos, 228 mujeres pierden la vida. El gobierno indonesio ha reconocido en 2010 que no alcanzaría  en 2015 su meta del ODM de reducir la mortalidad materna a 102 muertes por cada 100.000 nacimientos vivos.
En este país, el acceso a los servicios de salud sexual y reproductiva está severamente restringido tanto en la ley como en la práctica. Muchos métodos o tratamientos anticonceptivos exigen la autorización del esposo, lo que niega totalmente el acceso a las mujeres solteras y a las niñas, y lo limita para las casadas.
El aborto está penalizado en la mayoría de los casos en Indonesia y en todas las circunstancias en Filipinas.
 “Es atroz que las mujeres tengan tantos obstáculos para ejercer sus derechos. Limitar el acceso a la anticoncepción lleva a embarazos no deseados y contribuye a decenas de miles de casos de abortos clandestinos y en condiciones de riesgo, que representan el peligro más grave para la salud de las mujeres”, añadió Aurora Parong.
Las autoridades filipinas estudian actualmente un proyecto de ley sobre salud reproductiva, propuesto por primera vez en 1999, que tiene como objetivo mejorar la información y el acceso a los servicios de salud sexual, reproductiva y materna. También se han comprometido a dar prioridad al acceso a la atención sanitaria a las mujeres y a los niños y niñas que viven en la pobreza.
 “Ya no es el momento de hablar y de hacer declaraciones políticas vacías. Los países de la ASEAN deben comprometerse no sólo a promulgar leyes, sino a aplicarlas”, ha manifestado Aurora Parong.
 “Deben revisar las leyes y políticas discriminatorias, y educar a los profesionales de la salud y a las comunidades para que haya un cambio de actitudes hacia las mujeres y niñas.
Sólo entonces podremos empezar a ver mejoras reales en las tasas de mortalidad materna y en la salud sexual y reproductiva de las mujeres en la ASEAN.”
Información complementaria
Making the fair choice: Key steps to improve maternal health in ASEAN es un informe basado en las investigaciones realizadas por Amnistía Internacional dentro del marco de la campaña mundial Exige Dignidad, en la que los derechos sexuales y reproductivos de mujeres y niñas ocupan un lugar destacado.
En 2010 Amnistía Internacional publicó el informe titulado Left without a choice: Barriers to reproductive health in Indonesia, que ponía de relieve las múltiples barreras que impiden que las mujeres y niñas disfruten de sus derechos sexuales y reproductivos en Indonesia.

Région ou pays Asie - Pacifique
Pour plus d'informations, prenez contact avec le Bureau de presse international »

Bureau de presse international

Téléphone : +44 (0) 20 7413 5566
9h30 - 17h00 TU lundi - vendredi
Téléphone : +44 (0) 777 847 2126
24 h / 24
Fax : +44 (0) 20 7413 5835
Bureau de presse international
Peter Benenson House
1 Easton Street
London
WC1X 0DW
Royaume-Uni
Suivez le Bureau de presse international sur Twitter
@amnestypress