Senegal - Informe 2008 Amnistia Internacional

Human Rights in República de Senegal

Amnistía Internacional  Informe 2013


The 2013 Annual Report on
Senegal is now live »

Jefe del Estado : Abdulaye Wade
Jefe del gobierno : cheij Hadjibou Soumaré (sustituyó a Macky Sall en junio)
Pena de muerte : abolicionista para todos los delitos
PoblaciÓn : 12,2 millones
Esperanza de vida : 62,3 años
Mortalidad infantil (<5 años) (h/m) : 124/118 por cada 1.000
PoblaciÓn adulta alfabetizada : 39,3 por ciento

Cientos de civiles huyeron a países vecinos para escapar de los enfrentamientos esporádicos de la región meridional de Casamancia. Siguió recurriéndose a la tortura y los malos tratos en los centros de detención, y al menos una persona murió a consecuencia de ello. Continuó el hostigamiento, y en ocasiones la detención, de simpatizantes de partidos de la oposición, defensores de los derechos humanos y periodistas, en un intento de reprimir la libertad de expresión. A pesar de que las autoridades habían asumido formalmente el compromiso de enjuiciar al ex presidente chadiano Hissène Habré, no se experimentaron avances reales en su largamente esperado juicio.

Información general

En marzo, el presidente Abdulaye Wade resultó reelegido en la primera ronda de las elecciones. Sus opositores políticos lanzaron acusaciones de fraude, y se produjeron enfrentamientos entre simpatizantes de candidatos rivales. En junio, la coalición gobernante del presidente Wade ganó unas elecciones legislativas marcadas por la baja participación y el boicot de la mayoría de los partidos de la oposición.

Enfrentamientos esporádicos en Casamancia

Tres años después de haberse llegado a un acuerdo general de paz en diciembre de 2004, no se observaban avances en el proceso de paz de la región meridional de Casamancia, donde se reanudaron los enfrentamientos esporádicos. En enero, elementos armados del Movimiento de las Fuerzas Democráticas de Casamancia (Mouvement des forces démocratiques de Casamance, MFDC) lanzaron ataques junto a la frontera de Guinea-Bissau contra soldados senegaleses, en protesta por unas operaciones de limpieza de minas que el MFDC consideraba un pretexto para atacar sus bases.

Las divisiones entre facciones del MFDC, que venían ya de larga data, se vieron agudizadas por la muerte en enero del padre Augustin Diamacoune Senghor, líder histórico del MFDC. En marzo se reanudaron los enfrentamientos violentos entre dos facciones rivales del MFDC, que provocaron la huida de cientos de civiles a la vecina Gambia. Pese a los llamamientos de miembros del gobierno y dirigentes del MFDC, al concluir el año no se habían reiniciado las conversaciones para aplicar el acuerdo de paz.

Tortura y muerte bajo custodia

Siguió informándose sobre tortura y malos tratos de sospechosos en comisarías de policía. Al menos una persona murió bajo custodia.

  • En abril, agentes de policía detuvieron en Kolda, a unos 600 km al sureste de Dakar, a Dominique Lopy, de 23 años, de quien sospechaban que había robado un televisor. Cuando lo llevaron de vuelta a su casa para efectuar un registro domiciliario, su familia observó que presentaba marcas visibles de golpes. Murió bajo custodia al día siguiente. Debido a las protestas que suscitó el caso, las autoridades accedieron a que se realizara una autopsia, pero al concluir el año aún no se habían publicado sus resultados.

Ataques contra la libertad de expresión

Se detuvo y hostigó a simpatizantes de partidos de la oposición, defensores de los derechos humanos y varios periodistas, en un intento de reprimir la libertad de expresión y las críticas al presidente.

  • En enero se disolvió una manifestación pacífica organizada por partidos de la oposición que había sido prohibida, y algunos líderes políticos fueron golpeados y detenidos brevemente.
  • En julio, Alioune Tine, secretario general del Encuentro Africano para la Defensa de los Derechos Humanos (Rencontre africaine pour la défense des droits de l'homme, RADDHO), fue detenido brevemente tras haberse encontrado armas en la sede de la organización. Al parecer, se trataba en realidad de armas que se habían retirado de la circulación y que el ejército senegalés había entregado para que se quemaran, en el marco de una campaña internacional contra la proliferación de armas. Alioune Tine quedó en libertad sin cargos.

Justicia internacional: Hissène Habré

En julio de 2006, la Unión Africana había instado a Senegal a enjuiciar, por tortura y otros delitos cometidos durante su mandato (1982-1990), a Hissène Habré, exiliado en el país. Sin embargo, al concluir 2007 no se había designado un juez de instrucción, pese a que el gobierno senegalés había anunciado que permitiría al Tribunal de lo Penal de Dakar organizar el juicio contra Hissène Habré y, a tal fin, recibir ayuda económica y logística de otros países, como Suiza y Francia.

En noviembre, expertos del Comité de la ONU contra la Tortura afirmaron que el caso avanzaba con excesiva lentitud. El Comité instó a las autoridades senegalesas a acelerar la aplicación de la decisión tomada por el propio Comité en mayo de 2006, en la que se instaba a Senegal a emprender acciones penales contra Hissène Habré. Senegal prometió al Comité que abriría una investigación en los próximos meses, sin dejar de señalar que necesitaba financiación y ayuda internacional para el juicio. En el mismo mes, la Unión Africana consideró que el caso progresaba demasiado lentamente y designó a Robert Dossou, ex ministro de Benín, como representante especial de la organización para acelerar el proceso.

Informe de Amnistía Internacional

Cómo puedes ayudar