Obama: Mensajes contradictorios en sus primeros 100 días

Mensajes contradictorios del presidente Obama en sus primeros 100 días.

© Amnistía Internacional

29 abril 2009

Al tomar posesión de su cargo el 20 de enero de 2009, el presidente Barack Obama heredó un legado de tortura, impunidad y detención ilegal. Ese legado era resultado de la respuesta de Estados Unidos a los atentados del 11 de septiembre de 2001, una respuesta caracterizada por un ataque al marco del derecho internacional de los derechos humanos.


El gobiernoestadounidense no sólo cometió violaciones de derechos humanos –incluidos los delitos de tortura y desaparición forzada, contemplados por el derecho internacional–, sino que las justificó, alegando que eran necesarias y legales.


Las imágenes de detenidos enjaulados y encadenados en la base naval estadounidense de la bahía de Guantánamo, Cuba, de las torturas y malos tratos en la prisión de Abu Ghraib, Irak, o de los aviones Gulfstream utilizados para trasladar detenidos a prisiones secretas de todo el mundo, han quedado grabadas en la conciencia pública.


Durante su campaña por la presidencia, Barack Obama se comprometió a cerrar el centro de detención de Guantánamo y a poner fin a la tortura a manos de personal estadounidense. Lo que está por ver es hasta qué punto estas promesas supondrán un cambio real que lleve a Estados Unidos a cumplir con sus obligaciones internacionales en materia de derechos humanos en la lucha contra el terrorismo.

Amnistía Internacional publicó el 5 de noviembre de 2008 una lista de control  frente a la cual evaluar los progresos realizados a este respecto por el nuevo gobierno en sus 100 primeros días.


Tras las elecciones, la organización pidió al presidente electo Obama que, durante sus 100 primeros días en el cargo, tomara 17 medidas concretas para:

  • cerrar Guantánamo y poner fin a la detención ilegal;
  • erradicar la tortura y otros malos tratos;
  • acabar con la impunidad.

Al concluir los 100 días, está claro que el nuevo gobierno ha tomado medidas importantes, entre ellas algunas para reparar las nocivas políticas de detención e interrogatorio establecidas durante el gobierno anterior.


Sin embargo, otros cambios han sido más simbólicos que sustanciales, y las pocas acciones emprendidas por el nuevo gobierno para hacer rendir cuentas de las violaciones de derechos humanos cometidas han cimentado la impunidad nutrida en el pasado, al menos para algunos de los responsables.


“Las acciones emprendidas por el presidente Obama, menos de 48 horas después de haber tomado posesión de su cargo, para cerrar Guantánamo en el plazo de un año y poner fin a las detenciones secretas de la CIA fueron acogidas con gran satisfacción”, ha manifestado Irene Khan, secretaria general de Amnistía Internacional.

 

“No se completará ese cierre ni se acabará con el secreto hasta que el gobierno estadounidense no proceda a poner fin a todas las detenciones ilegales, llevar ante la justicia a todos los responsables de tortura y otras violaciones graves de derechos humanos cometidas durante la administración Bush y proporcionar a las víctimas la posibilidad real de obtener resarcimiento.”

 

“Hemos visto importantes avances en los primeros 100 días, pero hay todavía medidas que no se han llevado a término o que quedan aún por tomar, por ejemplo con respecto a Bagram, donde sigue habiendo centenares de personas detenidas sin solución a la vista”, ha añadido Irene Khan.

 

En el  informe de Amnistía Internacional sobre los primeros 100 días del presidente Obama se utiliza como criterio de contraste la lista de control citada en párrafos anteriores. El informe analiza las palabras y los hechos del nuevo gobierno para valorar si Estados Unidos ha dado realmente los pasos necesarios para combatir el terror con justicia, como pide Amnistía Internacional.

Mensajes Contradictorios. Medidas antiterroristas y derechos humanos: Los primeros 100 días del presidente Obama.

Descargar:
Índice: AMR 51/043/2009
Fecha de publicación: 29 abril 2009
Categorías: EE. UU.

Documento disponible en:

Francés:
Chinese:
Inglés:

Cómo puedes ayudar

AMNISTÍA INTERNACIONAL EN EL MUNDO