Informe anual 2013
El estado de los derechos humanos en el mundo

11 mayo 2010

Irán ejecuta a cinco presos políticos

Irán ejecuta a cinco presos políticos

Amnistía Internacional ha condenado hoy, martes, las ejecuciones en Irán de cuatro activistas políticos de origen kurdo y de un hombre iraní, acusados de moharebeh (enemistad con Dios).

Las cuatro personas kurdas, Farzad Kamangar, Ali Heydarian, Farhad Vakili, Shirin Alam-Holi, y Mehdi Eslamian fueron ahorcadas el domingo, 9 de mayo, en la prisión de Evin, en Teherán.

Estas cinco personas fueron acusadas de “enemistad con Dios” y de llevar a cabo “actos terroristas” y declaradas culpables de este cargo definido de manera poco precisa, que es punible con la muerte y que se aplica generalmente a aquellos que se levantan en armas contra el Estado.

“Condenamos estas ejecuciones, que tuvieron lugar sin aviso previo. A pesar de las graves acusaciones contra ellos, ninguna de estas cinco personas tuvo acceso a un juicio justo. Tres de las personas acusadas fueron torturadas y otras dos obligadas a 'confesar' bajo presión”, ha señalado Malcom Smart, director del Programa para Oriente Medio y Norte de África de Amnistía Internacional.

“Luego fueron ejecutadas infringiéndo la ley iraní, que exige que las autoridades notifiquen la ejecución con antelación a los abogados de los presos.” 

Tres de las personas ejecutadas, Farzad Kamangar, Ali Heydarian y Farhad Vakili, fueron condenadas a muerte por presuntamente pertenecer y realizar actividades para el Partido de los Trabajadores Kurdos, un grupo armado de la oposición turco que se enfrenta al gobierno otomano.

Shirin Alam-Holi, la mujer que fue ajusticiada, estaba acusada de pertenecer a otro partido kurdo, el Partido por una Vida Libre en Kurdistán, un grupo armado iraní prohibido en el país.

La quinta persona ejecutada, Mehdi Eslamian, había sido acusada de proporcionar ayuda económica a su hermano, que había sido ajusticiado a principios de 2009 por presuntamente poner una bomba en la mezquita de Shiraz, en abril de 2008.

“Las últimas ejecuciones parecen ser un intento flagrante para intimidar a los miembros de la minoría kurda y a las personas críticas o contrarias al gobierno en las jornadas previas al 12 de junio, primer aniversario de las reñidas elecciones presidenciales del año pasado”, ha manifestado Malcom Smart.

Se tienen informes que indican que Mehdi Eslamian fue torturado con golpes y latigazos, entre otros métodos; se le negó atención médica para tratar las heridas infligidas mientras estuvo bajo custodia, y fue obligado a “confesar”.

Farzad Kamangar, profesor, pasó siete meses recluido antes de poder ver a su familia. Según una carta que escribió, y que fue publicada en Internet en abril de 2008, fue torturado en repetidas ocasiones desde su detención en mayo de 2006. Fue azotado y confinado en una habitación con un frío helador mientras los guardas jugaban al “fútbol” con su cuerpo, rodeándole y golpeándole con palos mientras “se lo pasaban” entre ellos.

En una carta escrita en prisión, Shirin Alam-Holi dijo que había tenido pesadillas por culpa de lo que le hicieron las personas que la interrogaron.

Fue golpeada en repetidas ocasiones, incluso en la planta de los pies, le dieron patadas en el estómago que le provocaron sangrados internos; cuando se puso en huelga de hambre fue alimentada a la fuerza mediante una sonda nasogástrica que se arrancó como protesta, lo que le provocó lesiones en la nariz. Dijo que hizo una “confesión” grabada en vídeo tras ser hospitalizada y recibir una inyección.

A menudo, las personas detenidas son puestas en régimen de aislamiento durante largos periodos de tiempo en centros de detención que escapan al control del poder judicial, lo que coloca a estas personas en grave peligro de sufrir torturas y otros malos tratos.

Con frecuencia, los juicios en Irán son injustos; de forma rutinaria a las personas detenidas se les niega el derecho a un abogado. Los procedimientos que no se celebran en Teherán a menudo son sumarios, de sólo unos minutos de duración.

Irán posee una de las tasas de ejecuciones más elevadas del mundo. Hasta el día de hoy, Amnistía Internacional tiene constancia de más de 80 ejecuciones durante 2010.

“Amnistía Internacional pide a las autoridades iraníes que detengan todas las ejecuciones. Mientras tanto, debería haber total transparencia en lo que respecta al uso de la pena de muerte en Irán y como mínimo las autoridades deberían observar sus propias leyes en lo relativo a la aplicación de las ejecuciones”, ha indicado Malcolm Smart.

En la Resolución 2005/56, adoptada el 20 de abril de 2005, la Comisión de Derechos Humanos de la ONU pedía a los Estados que aún mantenían la pena de muerte que pusieran “a disposición del público la información relativa a la imposición de la pena de muerte y a las ejecuciones previstas”.

Tema

Activistas 
Pena de muerte 
Tortura y malos tratos 

País

Irán 

Región

Oriente Medio y Norte de África 

@amnestyonline on twitter

Noticias

22 julio 2014

Mientras en Londres se reúnen hoy activistas para debatir sobre estrategias para abordar la mutilación genital femenina, comunidades de todo Sierra Leona adoptan un enfoque... Más »

27 noviembre 2014

Aquí tienes 15 datos sobre el proceso de restitución de tierras de Colombia.

Más »
10 octubre 2014

Países de todo el mundo siguen condenando a muerte o ejecutando a personas con discapacidad mental e intelectual, en una clara violación de las normas... Más »

09 octubre 2014

ONG rusas calificadas de "agentes extranjeros" por las autoridades hablan sobre su lucha para poner fin a la campaña de desprestigio emprendida contra ellos y sobre su vital... Más »

03 septiembre 2014

La decapitación del periodista estadounidense Steven Sotloff por militantes del Estado Islámico es el último de la serie de crímenes de guerra que están cometiendo los grupos... Más »