Documento - Saudi Arabia: Man might face death penalty for tweets: Hamza Kashgari

URGENT ACTION

AU: 48/12 Índice: MDE 23/002/2012 Arabia Saudí Fecha: 13 de febrero de 2012

ACCIÓN URGENTE

Posible pena de muerte a un hombre por sus tuits

El ciudadano saudí Hamza Kashgari podría ser acusado de apostasía, delito punible con la muerte, por unas observaciones que hizo en Twitter. Fue devuelto a Arabia Saudí de Malaisia el 12 de febrero. Se había marchado del país tras recibir amenazas de muerte por sus tuits. Ahora se halla recluido en Arabia Saudí.

Hamza Kashgari fue detenido en Malaisia el 9 de febrero de 2012 y recluido en un lugar desconocido, sin acceso a un abogado. Desde su devolución a Arabia Saudí se encuentra recluido en un centro de detención del Ministerio del Interior, en Riad, la capital saudí. Se le ha permitido ponerse en contacto con su familia.

Según informes, poco después de su llega a Arabia Saudí, un fiscal de Yidda, ciudad natal de Hamza Kashgari, pidió permiso al director de la Oficina de Investigación y Enjuiciamiento para procesarlo. También pidió que se procesara a otras personas que han respondido a las observaciones de Hamza Kashgari en Twitter animándole o mostrando su acuerdo con él.

Amnistía Internacional considera que Hamza Kashgari es preso de conciencia, detenido únicamente por el ejercicio de su derecho a la libertad de expresión, y que la detención, reclusión y posible procesamiento de este hombre y de quienes le han respondido son incompatibles con derechos humanos básicos, consagrados en convenidos internacionales.

Escriban inmediatamente, en árabe, en inglés o en su propio idioma:

Instando al rey de Arabia Saudí que revoque la orden de detención de Hamza Kashgari y garantice que es puesto en libertad de inmediato, sin condiciones y sin que se abra ningún procedimiento judicial contra él.

Permitiéndole de inmediato el acceso a un abogado de su elección para que pueda ejercer su derecho a ser asistido por él incluso durante su interrogatorio.

ENVÍEN LOS LLAMAMIENTOS, ANTES DEL 26 DE MARZO DE 2012 A:

Rey

King

His Majesty King Abdullah Bin Abdul Aziz Al Saud

The Custodian of the two Holy Mosques

Office of His Majesty the King

Royal Court, Riyadh

Arabia Saudí

Tratamiento: Your Majesty / Majestad

Príncipe heredero y ministro del Interior

Crown Prince and Minister of the Interior

His Royal Highness Prince Naif bin Abdul Aziz Al Saud

Ministry of the Interior, P.O. Box 2933, Airport Road

Riyadh 11134

Arabia Saudí

Fax: +966 1 403 3125 (insistan)

Tratamiento: Your Royal Highness / Alteza

Y copia a:

Ministro de Cultura e Información

Minister of Culture and Information

His Excellency Dr Abdulaziz Bin Muhiyuddin Khoja

Ministry of Culture and Information

Nasseriya Street,

Riyadh 11161

Arabia Saudí

Fax: + 966 1 402 3570 / 405 0674

Envíen también copia a la representación diplomática acreditada en su país. Inserten a continuación las correspondientes direcciones:

Nombre Dirección 1 Dirección 2 Dirección 3 Fax Número de fax Correo-e. Dirección de correo electrónico Tratamiento Tratamiento

Consulten con la oficina de su Sección si van a enviar los llamamientos después de la fecha anteriormente indicada.

ACCIÓN URGENTE

Posible pena de muerte a un hombre por sus tuits

INFORMACIóN complementaria

Hamza Kashgari se fue de Arabia Saudí el 6 de febrero, tras ser amenazado de muerte por algunos clérigos, que lo acusaban de apostasía por unas declaraciones que había hecho en Twitter, en las que consideraban que insultaba al profeta Mahoma. Un día después de salir del país, el rey Abdulá bin Abdulaziz al Saud ordenó al Ministerio del Interior que lo detuviera y le hiciera rendir cuentas por sus declaraciones. Las autoridades malaisias, que no acusaban a Hamza Kashgari de ningún delito común reconocible, lo detuvieron el 9 de febrero, a su llegada al aeropuerto para tomar un vuelo a Nueva Zelanda. Lo entregaron a las autoridades saudíes pese a los llamamientos de organizaciones locales e internacionales para que no lo devolvieran a Arabia Saudí.

En Arabia Saudí se aplica la pena de muerte por una amplia variedad de delitos, incluidas la apostasía y la hechicería. La tipificación de la apostasía como delito es incompatible con el derecho a la libertad de pensamiento, conciencia y religión, establecido en el artículo 18 de la Declaración Universal de Derechos Humanos. Aunque el delito de “hechicería” no esta definido, se utiliza para penalizar el ejercicio legítimo de derechos humanos como el derecho a la libertad de pensamiento, conciencia, religión, creencia y expresión. En 2011 se ejecutó a dos personas por hechicería.

Amnistía Internacional ha documentado en Arabia Saudí casos de personas a las que se ha tachado de apóstatas y condenado por ello a muerte por haber hecho comentarios considerados contrarios al islam.

En Arabia Saudí, los procedimientos judiciales no cumplen las normas internacionales sobre juicios justos. Raras veces se permite a los acusados contar formalmente con un abogado, y en muchos casos no son informados de la marcha del procedimiento. Pueden ser declarados culpables sin más pruebas que confesiones obtenidas con coacción o engaño.

Nombre: Hamza Kashgari

Género: Masculino

AU: 48/12 Índice: MDE 23/002/2012 Fecha de emisión: 13 de febrero de 2012

Cómo puedes ayudar

AMNISTÍA INTERNACIONAL EN EL MUNDO