Documento - Israel/Occupied Palestinian Territories: Further information: Demand end to foresting of destroyed village

title



Más información sobre AU: 236/10 Índice: MDE 15/014/2011 Israel Fecha: 1 de febrero de 2011


ACCIÓN URGENTE

Se insta a dejar de arbolar pueblo destruido

El pueblo beduino de Al ‘Araqib, situado en el Néguev, en el sur de Israel, ha sido destruido una vez más, tras haber sufrido ocho demoliciones en 2010, y la organización semigubernamental Fondo Nacional Judío ha iniciado los preparativos para arbolar sus tierras.

El 31 de enero, a las ocho de la mañana, se presentó en Al ‘Araqib personal de la Administración de Tierras de Israel acompañado de al menos 25 agentes de policía antidisturbios y de miembros de la Patrulla Verde (dependiente de la Autoridad de Naturaleza y Parques de Israel). Con dos excavadoras, destruyeron más de 20 viviendas provisionales que los habitantes habían reconstruido tras la última demolición, llevada a cabo el 16 y el 17 de enero.

Tras la demolición del 31 de enero, los trabajadores del Fondo Nacional Judío, que llevaban unas dos semanas en los alrededores de Al ‘Araqib, comenzaron a cavar zanjas de riego y a construir terrazas para empezar a plantar árboles en gran escala en las tierras del pueblo. El 23 de enero había vencido un mandamiento judicial que impedía al Fondo Nacional Julio arbolar esas tierras, pero el juez había recomendado encarecidamente a todas las partes que se abstuvieran de hacer cambios "inalterables" del terreno. A pesar de ello, el Fondo Nacional Judío sigue adelante con su plan, con el manifiesto apoyo de las autoridades israelíes, que no han tomado ninguna medida para celebrar consultas genuinas con los habitantes beduinos de Al ‘Araqib a fin de resolver su falta de acceso a una vivienda adecuada.

Las fuerzas de seguridad israelíes están confinando a la población de Al ‘Araqib en el cementerio local, única parte del pueblo que sigue intacta. La gente tiene que guarecerse allí como puede del viento y la lluvia, y las mujeres y los niños se han refugiado en una pequeña mezquita. Los habitantes de Al ‘Araqib no tiene otro lugar donde vivir y esperan todavía poder quedarse en sus tierras y reconstruir sus hogares.

Tres de los habitantes y un partidario suyo, Haia Noach, director del Foro de Coexistencia del Néguev, comparecieron en los tribunales el 1 de febrero, acusados de oponer resistencia a las demoliciones del 16 y el 17 de enero. Se espera que en breve se presenten también cargos contra otros cuatro habitantes. En estos incidentes anteriores, al menos 10 personas, cinco de ellas menores de 18 años, resultaron heridas tras lanzar la policía gas lacrimógeno y disparar balas recubiertas de goma y de punta de esponja contra los habitantes y sus partidarios a corta distancia y, en algunos casos, directamente.

ESCRIBAN INMEDIATAMENTE, en hebreo, en inglés o en su propio idioma:

  • Instando a que se detengan de inmediato las operaciones de arbolado del Fondo Nacional Judío, así como los desalojos y las demoliciones en la zona, mientras se resuelven las reclamaciones pertinentes sobre la tierra y se encuentra una solución mediante consultas verdaderas con los habitantes que garantice su derecho a una vivienda segura y adecuada y les permita continuar con sus medios tradicionales de vida.

  • Instando a las autoridades israelíes a que garanticen que se permite a los habitantes quedarse en el pueblo y reconstruir sus hogares mientras se resuelven en los tribunales de Israel sus reclamaciones sobre las tierras.

  • Instando a las autoridades israelíes a que respeten el derecho de la población beduina a sus tierras ancestrales y a que tomen medidas para reconocer oficialmente Al ‘Araqib y los demás pueblos “no reconocidos”.

ENVÍEN LOS LLAMAMIENTOS, ANTES DEL 15 DE MARZO DE 2011, A:

Director General de la Administración de Tierras de Israel

Director-General of the Israel Land Administration

Yaron Bibi

Israel Land Administration

6 Shamai Street, PO Box 2600

Jerusalem 94631, Israel

Fax: +972 2 620 8427

Correo-e: natalil@mmi.gov.il

Tratamiento: Dear Director-General / Señor Director General

Presidente del Fondo Nacional Judío Chairman of the JNF

Effie Stenzler

Keren Kayemet Yisrael Street

PO Box 7283, Jerusalem 91072, Israel

Fax: +972-2-6707500

Correo-e: efis@kkl.org.il

Tratamiento: Dear Chairman / Señor Presidente

Primer ministro

Prime Minister

Benjamin Netanyahu

Office of the Prime Minister

3 Kaplan Street, PO Box 187

Kiryat Ben-Gurion Jerusalem, Israel

Fax: + 972 2 566 4838

Correo-e: pm_eng@pmo.gov.il

Tratamiento: Dear Prime Minister / Señor Primer Ministro


Envíen también copias a la representación diplomática acreditada en su país. Consulten con la oficina de su Sección si van a enviar los llamamientos después de la fecha anteriormente indicada. Esta es la cuarta actualización de AU 236/10. Más información: http://www.amnesty.org/es/library/info/MDE15/027/2010

ACCIÓN URGENTE

Se insta a dejar de arbolar pueblo destruido

Información complementaria

Al ‘Araqib es uno de los más de 40 pueblos palestinos de Israel que las autoridades israelíes no reconocen a pesar de que sus habitantes son de nacionalidad israelí y tienen derechos sobres sus tierras establecidos hace mucho tiempo. Los habitantes de estos pueblos “no reconocidos”, muchos de los cuales están situados en el desierto del Néguev, carecen de seguridad de tenencia y de servicios como suministro de agua y electricidad.

Las autoridades demolieron por primera vez Al ‘Araqib el 27 de julio de 2010, cuando una fuerza de más de un millar de agentes policía antidisturbios desalojó a los habitantes y destruyó al menos 46 viviendas y otras estructuras. Arrancaron miles de olivos y otros árboles, destruyendo los medios de vida de los habitantes, y confiscaron bienes. El 4 y el 10 de agosto, las excavadoras, apoyadas por una gran fuerza policial antidisturbios, demolieron y enterraron los refugios provisionales que había levantado la población. Luego, el 17 de agosto, durante el Ramadán, cuando la población guardaba ayuno, las autoridades demolieron el pueblo. El 12 de septiembre al amanecer, se presentaron de nuevo allí decenas de policías con excavadoras y destruyeron tiendas de campañas y otras estructuras recién levantadas. El 13 de octubre fue arrasado de nuevo el pueblo entero; además, se detuvo al director del Foro de Coexistencia del Néguev y se le prohibió entrar en Al ‘Araqib durante 10 días. El 22 de noviembre, las autoridades israelíes derribaron alrededor de 30 estructuras en el mismo Al ‘Araqib y arrancaron unos 1.600 olivos situados a dos kilómetros y que pertenecían a familiares de los habitantes del pueblo. El 23 de diciembre fueron demolidas otra vez alrededor de 30 estructuras provisionales, y también se confiscó a los habitantes una cisterna de agua. El pueblo fue destruido el 16 de enero de 2011 y, nuevamente, al día siguiente, tras haber reconstruido sus habitantes sus estructuras temporales durante la noche. En esta ocasión, la policía utilizó balas de goma y gas lacrimógeno contra los habitantes y sus partidarios, hiriendo al menos a 10 personas, y detuvo a 13 personas por oponerse a las demoliciones e intentar reconstruir sus casas.

En sus observaciones finales de julio de 2010, el Comité de Derechos Humanos de la ONU expresó su preocupación por "las denuncias de desahucios forzados de población beduina en virtud de la Ley de terrenos públicos (Expulsión de invasores) de 1981, modificada en 2005” y por el hecho de que las autoridades israelíes no hayan " tomado debidamente en consideración” las necesidades agrícolas y otras necesidades tradicionales de la población beduina del Néguev ni sus “dificultades de acceso a las estructuras de salud, educación, agua y electricidad” debido a las políticas israelíes. El Comité instó a las autoridades israelíes a “respetar el derecho de la población beduina a sus tierras ancestrales y sus medios de vida tradicionales basados en la agricultura” y a garantizarle además el acceso a “las estructuras de salud, educación, agua y electricidad, independientemente de su lugar de residencia” en Israel. El Comité de la ONU para la Eliminación de la Discriminación Racial también ha expresado preocupación por los procesos israelíes de realojo de habitantes beduinos de pueblos "no reconocidos" en ciudades y ha pedido que Israel reconozca oficialmente sus pueblos y redoble sus esfuerzos por consultar con ellos para conseguir su conformidad y consentimiento antes de todo realojo.

A pesar de un aparente plan gubernamental de regularizar la situación de algunos de los pueblos "no reconocidos", los medios de comunicación israelíes informaron a principios de 2010 de que el Ministerio del Interior, la Administración de Tierras de Israel y la policía habían decidido triplicar el ritmo de las demoliciones de construcciones beduinas en el Néguev, y el acusado aumento del número de demoliciones y órdenes de demolición que se ha producido desde 2010 coincide con tal información. El 16 de enero, el director de Desarrollo de la Administración de Tierras de Israel, Shlomo Zeiser, dijo a medios de comunicación hebreos: “Estamos preparando el terreno para plantar […] y haciendo un esfuerzo por encontrar una solución definitiva a lo que está ocurriendo en Al ‘Araqib”.

Además de llevar a cabo demoliciones en Al ‘Araqib y otras comunidades palestinas del interior de Israel, durante 2010 las autoridades israelíes intensificaron las demoliciones de viviendas palestinas en la Cisjordania ocupada. Según cifras de la Oficina de Coordinación de Asuntos Humanitarios (OCAH) de la ONU, durante 2010 las autoridades israelíes demolieron más de 430 estructuras palestinas –entre viviendas, corrales, comercios y cisternas de agua– en la Cisjordania Ocupada, incluido Jerusalén Oriental, un 60 por ciento más que en 2009. Estas demoliciones dejaron sin hogar a casi 600 palestinos, la mitad de ellos niños, y afectaron a 14.000 personas más, que perdieron sus hogares o estructuras esenciales para su sustento.



Más información sobre AU: 236/10 Índice: MDE 15/014/2011 Fecha de emisión: 1 de febrero de 2011

Cómo puedes ayudar

AMNISTÍA INTERNACIONAL EN EL MUNDO