Informe anual 2013
El estado de los derechos humanos en el mundo

Comunicados de prensa

11 febrero 2011

Argelia debe permitir las manifestaciones multitudinarias pacíficas

 Ante los informes de que se han prohibido las manifestaciones en la capital, Argel, Amnistía Internacional ha pedido a las autoridades argelinas que no repriman las protestas previstas para mañana en todo el país.  
Las protestas, en favor del “cambio democrático”, el levantamiento del estado de excepción –en vigor desde hace 19 años– y mayores libertades para la sociedad civil y los medios de comunicación, han sido convocadas por la Coordinadora para el Cambio y la Democracia, agrupación que aglutina partidos de oposición, sindicatos y organizaciones de derechos humanos.
“La población argelina tiene derecho a expresarse libremente y a hacer protestas pacíficas en Argel y otros lugares. Las autoridades no pueden parapetarse tras un estado de excepción en vigor desde hace 19 años para acallar la disidencia –manifestó Amnistía Internacional–. Les pedimos que no hagan uso excesivo de la fuerza para responder a estas reivindicaciones.”
Según representantes oficiales argelinos, a principios de enero hubo 3 muertos, 800 heridos y un millar de detenciones como consecuencia de los disturbios que se desataron cuando las protestas por la subida de los precios, el desempleo y las deficientes condiciones de vivienda desembocaron en violencia. Según los informes recibidos, la policía antidisturbios utilizó porras, gas lacrimógeno y munición real para contener las revueltas en todo el país.
El 8 de enero, un hombre murió por disparos en un enfrentamiento con la policía en la localidad de Ain el Hadjel, en la gobernación de Msila.
Ese mismo día, un joven de 18 años murió por disparos de las fuerzas de seguridad cuando éstas intentaban disuadir a los manifestantes de destruir una comisaría de policía en Ain El Hadjel.
Un tercer hombre murió por las lesiones sufridas el 7 de enero en Bou Smail, gobernación de Tipaza; según fuentes médicas, una granada de gas lacrimógeno le había impactado en el rostro.
“Los manifestantes sólo intentan expresar sus quejas pacíficamente. La población argelina espera reformas, no balas.”
“Además, las autoridades argelinas deben iniciar de inmediato una investigación imparcial y exhaustiva sobre todas las muertes y lesiones. Aunque tienen la obligación de mantener el orden público, no pueden utilizarla como excusa para impedir que la ciudadanía ejerza pacíficamente su derecho a la libertad de expresión y reunión.”
La Coordinadora por el Cambio y la Democracia, formada en enero para coordinar la protesta en ciernes, lleva tiempo pidiendo el fin del estado de excepción vigente en el país desde 1992 y la liberación de presos de conciencia y otras personas detenidas en el curso de protestas anteriores.
Las autoridades afirman que en las últimas semanas se ha puesto en libertad a cientos de detenidos, sobre todo menores de edad.
“La noticia de estas liberaciones es positiva, pero las autoridades tienen que investigar los informes que indican que se infligieron torturas y otros malos tratos a detenidos.”
El presidente de Argelia, Abdelaziz Buteflika, afirmó el 3 de febrero que se levantaría el estado de excepción “en una fecha muy próxima”, pero hasta el momento no ha sido anunciada esa fecha.
Las autoridades argelinas impusieron el estado de excepción el 9 de febrero de 1992, por un periodo de 12 meses, tras la cancelación de la segunda vuelta de las primeras elecciones multipartidistas de Argelia, en la que parecía que iba a ganar el Frente Islámico de Salvación (FIS). Un año después se amplió su vigencia por tiempo indefinido.

Información complementaria

Según los preceptos del derecho internacional, la policía no debe hacer uso de la fuerza salvo cuando sea estrictamente necesario y en la medida que lo exija el cumplimiento de su deber. En concreto, no debe emplear armas de fuego contra las personas salvo en defensa propia o de otros, en caso de peligro inminente de muerte o lesiones graves, y sólo si resultan insuficientes medidas menos extremas. Esto es aplicable en todas las circunstancias, lo que incluye el control policial de manifestaciones que desembocan en violencia.

Índice AI: PRE01/102/2011
Región Oriente Medio y Norte de África
País Argelia
Si deseas más información, ponte en contacto con Oficina de Prensa Internacional »

Oficina de Prensa Internacional

Teléfono : +44 (0) 20 7413 5566
9.30 - 17.00 GMT de lunes a viernes
Teléfono : +44 (0) 777 847 2126
Línea operativa 24 horas
Fax : +44 (0) 20 7413 5835
Oficina de Prensa Internacional
Peter Benenson House
1 Easton Street
London
WC1X 0DW
Reino Unido
Sigue a la Oficina de Prensa Internacional en Twitter
@amnestypress