18 November 2008
Protejan a la población civil

drc_250x250.jpgMás de un millón de civiles, en su mayoría mujeres y niños y niñas, se han visto desplazados por los combates en el este de la República Democrática del Congo. El número total de personas desplazadas internamente en Kivu Septentrional asciende a 1,6 millones, según algunas estimaciones.
La mayoría de estas personas se encuentran en situación desesperada, sin suficientes alimentos, agua, medicinas ni cobijo.

En Kivu Septentrional han continuado los combates a pesar de un alto el fuego que el grupo armado Congreso Nacional para la Defensa del Pueblo (CNDP) declaró unilateralmente el 29 de octubre.

Amnistía Internacional continúa recibiendo informes sobre graves abusos contra los derechos humanos, como homicidios ilegítimos de civiles, violaciones, reclutamiento forzado y saqueo generalizado en las zonas en conflicto.

Los organismos humanitarios hacen todo cuanto pueden para prestar ayuda a las personas desplazadas internamente, pero están al punto de verse desbordados por la magnitud del sufrimiento existente. Muchas de estas personas se encuentran en zonas inaccesibles, y algunas operaciones humanitarias se han suspendido debido a la fragilidad de las condiciones de seguridad.

Amnistía Internacional manifiesta su satisfacción por la resolución del Consejo de Seguridad de la ONU que autoriza el aumento de la dotación militar de la MONUC, la fuerza para el mantenimiento de la paz en la República Democrática del Congo, pero recuerda a la comunidad internacional que la urgencia de la situación humanitaria y de derechos humanos en el este de ese país sigue siendo la misma: cada día de demora se cobra su precio en vidas. Es precisa la urgente aplicación de la resolución.

Amnistía Internacional pide a los Estados que, con carácter de urgencia, realicen aportaciones de tropas y equipo a la MONUC, de forma que todos los efectivos se encuentren sobre el terreno cuanto antes. Los países miembros de la Unión Europea, en particular, deben dar prioridad a las contribuciones bilaterales de equipamiento a la MONUC, como helicópteros y aeronaves de transporte, además de unidades militares especializadas, como personal ingeniero y de inteligencia, así como efectivos de infantería.

Para ayudar a salvar vidas en la República Democrática del Congo, el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas debe dar a la protección de civiles una prioridad clara y sólida para la MONUC, y dedicar a ese fin el máximo posible de los recursos y esfuerzos de la MONUC.

 

Leer más:

ONG piden reunión de la ONU sobre República Democrática del Congo  (noticias, 18 de noviembre de 2008)

Foto: Personas desplazadas en el campo de Kibati, Kivu Septentrional, República Democrática del Congo, noviembre de 2008. © UNHCR/P. Taggart

1187
Actions taken

Take Action

Campaign has expiredThis appeal for action is now closed.
663,112
Total Actions taken
by people like you