Annual Report 2013
The state of the world's human rights

Press releases

7 February 2008

Sri Lanka: Silenciar la disidencia

A medida que se intensifican las hostilidades y aumentan los abusos contra los derechos humanos en Sri Lanka, se incrementan también radicalmente las amenazas contra los medios de comunicación y sus libertades en el país, dice un nuevo informe de Amnistía Internacional, titulado Silencing Dissent, que se publica hoy, 7 de febrero.

La organización constata que, desde comienzos de 2006, al menos 10 trabajadores de los medios de comunicación han sido víctimas de homicidios ilegítimos, al menos 2 han desaparecido y varios más han sido torturados y detenidos arbitrariamente en aplicación de las normativas de emergencia que conceden al gobierno amplios poderes.

El informe muestra también que los Tigres de Liberación de Eelam Tamil no permiten la presencia de ningún medio de comunicación local independiente en los territorios bajo su control, y vigilan y restringen férreamente la labor de los periodistas. En algunas ocasiones, los Tigres de Liberación también han dirigido sus ataques contra periodistas en otras zonas del país.

 "Las investigaciones se han estancado y nadie ha comparecido ante la justicia por las muertes de los trabajadores de los medios de comunicación, algunas de las cuales datan de 1990. Amnistía Internacional pide a las autoridades de Sri Lanka que pongan a los responsables a disposición judicial y terminen de inmediato con la impunidad con la que las fuerzas de seguridad intimidan a los medios de comunicación", ha manifestado Pia Oberoi, subdirectora del Programa Regional para Asia y Oceanía de Amnistía Internacional.

"Las medidas contra la libertad de los medios de comunicación erosionan la libertad de expresión, ahogan el debate e impiden realizar una verdadera evaluación de los abusos contra los derechos humanos que se están produciendo. Amnistía Internacional condena la campaña del gobierno de intimidación contra los medios de comunicación, y pide que las autoridades respeten y protejan la libertad de los medios de comunicación para desarrollar su labor sin temor.

Los periodistas también han sido objeto de violencia en el sur, especialmente los que se han ocupado de temas de corrupción. El 16 de agosto de 2007 se retiró al veterano periodista Iqbal Athas el personal policial de seguridad que le había proporcionado el gobierno tras ser amenazado reiteradamente por miembros de las fuerzas de seguridad, irritados por su cobertura informativa sobre el comercio de armas.

La organización también ha pedido a los Tigres de Liberación que pongan fin a su política de intimidación y represión contra los medios de comunicación en las zonas que controlan.

También hay informes según los cuales la facción de Karuna, escindida de los Tigres de Liberación y que, según los informes, actúa con el consentimiento de las fuerzas gubernamentales, ha hostigado a los medios de comunicación e impedido la distribución de Sudar Oli y Thinnakkural en los distritos de Batticaloa, Trincomalee y Ampara (en la zona oriental del país) desde al menos enero de 2007.

Además, cada vez hay más informes de intimidación de artistas, incluidos actores, escritores y directores de cine. Uno de estos últimos, comentando la prohibición de la película de Asoka Handagama Aksharaya (Carta de fuego), afirma que el intento del gobierno de prohibir la cinta forma parte de un movimiento general "de obstrucción del cine política y socialmente comprometido".

"Los ataques frecuentes a periodistas y el clima de impunidad están convirtiendo a Sri Lanka en un Estado orwelliano en el que se reprimen las voces críticas", ha manifestado Oberoi.

Amnistía Internacional pide a las autoridades de Sri Lanka y a los Tigres de Liberación que:
 
•        Respeten y protejan los derechos de los trabajadores de los medios de comunicación a la vida, la libertad y la seguridad, cumpliendo las obligaciones de Sri Lanka en virtud del derecho internacional.
•        Declaren inequívocamente que no se tolerarán los homicidios, las amenazas y demás ataques contra los trabajadores de los medios de comunicación.
•        Garanticen que todos los casos de agresiones a trabajadores de los medios de comunicación, independientemente de la identidad de los perpetradores o de las víctimas, serán investigados de forma imparcial y eficiente.
•        Respeten y garanticen el respeto al derecho a la libertad de opinión y expresión, en cumplimiento de las obligaciones de Sri Lanka en virtud del PIDCP y de otros tratados y normas internacionales.

 

AI Index: PRE01/041/2008
Region Asia And The Pacific
Country Sri Lanka
For further information, contact International Press Office »

International Press Office

Phone : +44 (0) 20 7413 5566
9:30 - 17:00 GMT Monday-Friday
Phone : +44 (0) 777 847 2126
Line open 24 hours a day
Fax : +44 (0) 20 7413 5835
International Press Office
Peter Benenson House
1 Easton Street
London
WC1X 0DW
UK
Follow International Press Office on Twitter
@amnestypress