Annual Report 2013
The state of the world's human rights

23 April 2010

Emiratos Árabes Unidos debe investigar denuncias de tortura de ciudadanos indios condenados a muerte

Emiratos Árabes Unidos debe investigar denuncias de tortura de ciudadanos indios condenados a muerte

Amnistía Internacional ha condenado los abusos y torturas presuntamente infligidos a 17 ciudadanos indios condenados a muerte el 29 de marzo en Emiratos Árabes Unidos (EAU) por el asesinato de un ciudadano paquistaní. 

Se trata de trabajadores migrantes que presuntamente fueron torturados bajo custodia por la policía durante nueve días para intentar que se “confesaran” autores del crimen. 

Según afirma la ONG Lawyers for Human Rights International (LFHRI), que hace campaña en favor de los hombres, a éstos los golpearon con porras, les aplicaron descargas eléctricas, les impidieron dormir y los obligaron a permanecer de pie sobre una sola pierna durante “periodos prolongados”. 

Navkiran Singh, de LFHRI, afirma que, un mes después de su detención, llevaron a los hombres al lugar del homicidio y los obligaron a reconstruirlo, haciéndoles golpear a un policía que hacía de víctima. La escena fue grabada en vídeo y posteriormente se presentó en el juicio como imágenes reales tomadas por una cámara de circuito cerrado de televisión. 

“Esto es una parodia de justicia. Estos 17 hombres han sido torturados, obligados a confesar y condenados a muerte basándose en un vídeo falso”, ha dicho Hassiba Hadj Sahraoui, directora adjunta del Programa Regional para Oriente Medio y el Norte de África de Amnistía Internacional. 

Amnistía Internacional pide a las autoridades de Emiratos Árabes Unidos que investiguen las denuncias de tortura y abusos y se aseguren de que los 17 hombres son juzgados con garantías en apelación, sin recurrir a la pena de muerte. 

Los acusados deben ser protegidos frente a nuevas torturas y otros malos tratos, y en el juicio no debe ser utilizada ninguna prueba conseguida mediante estos métodos. 

Los trabajadores, todos de la región india de Punyab y de edades comprendidas entre los 21 y los 25 años, fueron detenidos en enero de 2009 tras una pelea en la que murió un paquistaní y resultaron heridos otros tres. Al parecer, se trató de una pelea entre bandas rivales por el control de un negocio ilegal de bebidas alcohólicas en el emirato de Sharya, 

Según LFHRI, los funcionarios de la cárcel de Sharya obligaron a los hombres –todos ellos sijs, excepto uno– a despojarse de sus brazaletes y collares religiosos y les hicieron pisotearlos, diciéndoles: “¿Quién es su dios? Llámenlo, queremos conocerlo”. 

Según la información de que dispone Amnistía Internacional, el juicio se llevó a cabo en árabe y después se tradujo al hindi, idioma que ninguno de los 17 hombres entiende. A los acusados se les facilitó un abogado emiratí, que no hablaba el idioma materno de los acusados, el punyabí, y que no aludió a las presuntas torturas en el tribunal. 

Los hombres permanecieron recluidos durante meses antes de que se comunicara al gobierno indio su detención. El 29 de marzo, un tribunal de primera instancia de Sharya los condenó a muerte, pero no les notificaron la sentencia hasta el 14 de abril. El 8 de abril se presentó de oficio un recurso, y los hombres comparecerán de nuevo ante los tribunales el 19 de mayo. 

“Las autoridades deben investigar estos informes de tortura y asegurarse de que los resultados de la investigación se dan a conocer públicamente y que los presuntos responsables rinden cuentas”, ha dicho Hassiba Hadj Sahraoui. 

Sharya es uno de los siete emiratos semiautónomos de Emiratos Árabes Unidos, donde trabajan 3.113.000 migrantes de más de 200 nacionalidades en 250.000 empresas y como trabajadores domésticos. Los trabajadores migrantes suponen el 80 por ciento de la población residente de Emiratos, y el 20 por ciento restante son ciudadanos emiratíes  

En 2009, al menos tres personas fueron condenadas a muerte por los tribunales en Dubai y Sharya, pero no hubo informes de ejecuciones. En junio de 2009, el Tribunal Supremo anuló la condena a muerte impuesta a un ciudadano estadounidense, Shahid Bolsen, porque éste no había tenido acceso a un abogado en su juicio en primera instancia en Sharya. 

El uso de la pena de muerte parece estar aumentando en Emiratos Árabes Unidos en 2010. Según un artículo publicado el 22 de febrero en el periódico de Abu Dabi The National, en el mes anterior a la condena de los 17 ciudadanos indios al menos ocho hombres fueron condenados a muerte en el país.

Issue

Death Penalty 
Law Enforcement 
Torture And Ill-treatment 

Country

UAE 

Region

Middle East And North Africa 

@amnestyonline on twitter

News

22 July 2014

The Gambian government must abolish the laws and iron fisted practices that have resulted in two decades of widespread human rights violations, Amnesty International said as it... Read more »

23 July 2014

An undocumented migrant who was arrested and tortured by the Mexican police and army is currently facing an unfair trial solely because of his ethnicity and should be released... Read more »

22 July 2014

Indonesia’s new President Joko Widodo must deliver on campaign promises to improve Indonesia’s dire human rights situation, Amnesty International said.

Read more »
21 July 2014

Ahead of a legal intervention by Amnesty International and others in the rendition case of the Libyan national Abdul-Hakim Belhaj, Amnesty International... Read more »

21 July 2014

Ahead of a legal intervention by Amnesty International and others in the rendition case of the Libyan national Abdul-Hakim Belhaj, Amnesty International... Read more »