Document - UA 319/91 - Pakistan: amputation sentences: Daniel Boyd, Charles Boyd














EXTERNO (Para distribución general) Indice AI: ASA 33/16/91/s


PRIORIDAD


AU 319/91 27 de septiembre de 1991 Distr: AU/SC


Sentencias de amputación


PAKISTÁN:Daniel Boyd

Charles Boyd

=========================================================================================================


Amnistía Internacional siente preocupación porque dos ciudadanos estadounidenses, Daniel y Charles Boyd, han sido condenados a que los amputen la mano derecha y el pie izquierdo tras un rápido juicio en el que fueron declarados culpables de robo. Los dos hermanos pueden recurrir contra la sentencia ante un Tribunal Supremo de Apelaciones y disponen para ello de un plazo de una semana. El tribunal debe decidir sobre la apelación en un plazo de 30 días. Aunque las leyes islámicas adoptadas en 1979 disponen la amputación como castigo para el delito de robo, Amnistía Internacional no tiene conocimiento de que se haya llevado a cabo ninguna hasta el momento.


INFORMACION GENERAL


Daniel (de unos 22 años de edad) y Charles Boyd son conversos al Islam y han adoptado nombres musulmanes. Junto con sus esposas americanas, llegaron a Pakistán para trabajar para una organización musulmana que proporciona ayuda a los refugiados afganos en Peshawar.


Medios de comunicación internacionales informaron que el 25 de septiembre de 1991 Daniel y Charles Boyd fueron hallados culpables del robo a un banco local en junio de 1991. Según un informe de la agencia Reuters sobre el juicio, el tribunal "ordenó la amputación de la mano derecha a la altura de la muñeca y del pie izquierdo desde el tobillo". Además, Daniel y Charles Boyd fueron sentenciados a pagar una multa y a cinco y diez años de trabjos forzados, respectivamente, antes de ser deportados a Estados Unidos. Según informes, los dos hermanos van a apelar ante el Tribunal Supremo de Apelaciones de Peshawar.


Los tribunales especiales para juicios rápidos empezaron a funcionar el 31 de agosto de 1991. Una enmienda constitucional adoptada por el Parlamento en julio de 1991 otorga facultades al gobierno federal de Pakistán para establecer esos tribunales con el fin de garantizar los juicios rápidos de delitos considerados "horribles, brutales y extraordinarios en cuanto a su carácter, o escandalosos para la moralidad pública". Los tribunales especiales para juicios rápidos deciden un caso en 30 días. El convicto puede apelar contra una sentencia dictada por un tribunal de juicios rápidos en un plazo de siete días ante un Tribunal Supremo de Apelaciones. Este tribunal debe decidir sobre la apelación en un plazo de 30 días. El último veredicto es definitivo, y no se puede apelar ante ningún otro tribunal. Amnistía Internacional siente preocupación porque ni los procedimientos de los tribunales especiales para juicios rápidos y ni el Tribunal Supremo de Apelaciones satisfacen los requisitos exigidos por la normativa internacional. Por ejemplo, contravienen el derecho del acusado a una defensa completa y a la presunción de inocencia.


Al parecer, los dos hermanos han sido sentenciados en virtud de la Ordenanza de Delitos contra la Propiedad, de 1979. Según esta Ordenanza, se puede aplicar un castigo obligatorio específico establecido en el Corán o la Sunnah, que no puede ser alterado por ningun tribunal si se cumplen ciertas condiciones y existen suficiantes pruebas. De este tipo de castigos, el que se aplica al robo y otros delitos contra la propiedad es la amputación. La amputación tiene que ser llevada a cabo por un funcionario médico autorizado. Amnistía Internacional no tiene conocimiento de que se haya llevado a cabo una sentencia de amputación en Pakistán hasta ahora.


ACCIONES RECOMENDADAS: Se ruega envíen telegramas, télex y cartas urgentes redactados con cortesía


-instando al gobierno de Pakistán a que anule la sentencia de amputación impuesta a Daniel y Charles Boyd porque las normas internacionales de derechos humanos la consideran cruel, inhumana y degradante;


-expresando preocupación al gobierno de Pakistán porque los tribunales especiales para juicios rápidos no cumplen la normativa internacional de juicios con las debidas garnatías;


-instando al gobierno de Pakistán a que juzgue a Daniel y Charles Boyd ante un tribunal regular y a que les proporcione todas las garantías jurídicas que dispone la legislación pakistaní. Si son declarados culpables deben recibir un castigo que esté en consonancia con las normas interancionales de derechos humanos.

.../...


LLAMAMIENTOS A:


1.

Ghulam Ishaq Khan

President

[Tratamiento: Querido Presidente]

The Presidency

Murree Brewery Road

Rawalpindi, Pakistán


Telegramas: President Khan, Rawalpindi, Pakistán


2.

Mian Nawaz Sharif

Prime Minister

[Tratamiento: Querido Primer Ministro]

Office of the Prime Minister

Islamabad, Pakistán


Telegramas: Prime Minister Sharif, Islamabad, Pakistán

Télex: 5742


3.

Amir Gulistan Janjua

Governor

[Tratamiento: Querido Gobernador]

Governor's Office

NWFP Administration

Peshawar, Pakistán


Telegramas: Governor Janjua, NWFP Administration

Peshawar, Pakistán


4.

Mir Afzal Khan

Chief Minister

[Tratamiento: Querido Presidente del Gobierno]

Office of the Chief Minister

Peshawar, Pakistán


Telegramas: Chief Minister Khan, Peshawar, Pakistán

.../...


5.

Ali Afzal Khan Jadoon

Minister of Law and Parliamentary Affairs

[Tratamiento: Querido Ministro]

Ministry of Law and Parliamentary Affairs

Peshawar, Pakistán


Telegramas: Minister Law and Parliamentary Affairs Jadoon

Peshawar, Pakistán


y a la representación diplomática de Pakistán en el país del remitente.


SE RUEGA ENVIEN LOS LLAMAMIENTOS INMEDIATAMENTE. Consulten con el Secretariado Internacional o con la oficina de la Sección si los envían después del 26 de octubre de 1991.

How you can help

AMNESTY INTERNATIONAL WORLDWIDE