Document - Maldives: Further information on: Incommunicado detention/fear of torture or ill-treatment












PÚBLICO Índice AI: ASA 29/007/2004

20 de septiembre de 2004


Más información (actualización núm. 2) sobre AU 249/04 (ASA 29/005/2004, del 17 de agosto de 2004) y su actualización (Índice AI: 29/006/2004)- Detención en régimen de incomunicación / Temor de tortura o malos tratos / presos de conciencia



MALDIVAS Al menos 69 personas detenidas tras las manifestaciones en favor de reformas democráticas





Se sabe que son al menos 69 personas, entre ellas las 20 cuyos nombres aparecieron en las anteriores Acciones Urgentes, las que están detenidas tras las manifestaciones de Maldivas en favor de reformas democráticas. A medida que van surgiendo nuevos indicios de torturas y malos tratos y que continúan las detenciones aumenta la preocupación de Amnistía Internacional por la seguridad de todos los detenidos.


Las respuestas oficiales del gobierno de Maldivas contrastan marcadamente con la información recibida por Amnistía Internacional. En respuesta a las cartas recibidas desde el Reino Unido el 2 de septiembre con motivo de una Acción Urgente, Mohamed Hussain Shareef, subdirector de la Unidad de Comunicaciones Estratégicas de la Oficina del Presidente, escribió: “A los detenidos ni se los maltrata, ni se los tortura, ni se los mantiene incomunicados. Tienen acceso a sus familiares y pueden realizar una llamada telefónica. Los centros de detención cuentan con instalaciones adecuadas. Los detenidos reciben atención médica”.


Estas afirmaciones se contradicen directamente con los informes de que siguen recibiéndose de palizas, torturas y malos tratos. Según estos informes, a los detenidos los han golpeado fuertemente en la cabeza, la cintura y los genitales y los han tenido varios días esposados, o con los ojos vendados durante largos periodos. Los informes también indican que varios han necesitado recibir atención médica tras las palizas. Al parecer a una persona le han roto el brazo, y otra sufre pérdida parcial de la audición y tiene problemas en la rodilla. Los que están en el centro de detención de Dunido se han quejado de falta de agua potable.


También ha habido informes según los cuales en el momento de la aprehensión los detenidos fueron sometidos a brutales palizas y malos tratos. A uno de ellos lo tiraron por las escaleras al detenerlo en su casa. A otro la policía lo persiguió hasta un embarcadero, donde le dieron tal paliza que cayó al mar. Un testigo relató que, mientras estaba en el agua, la policía continuaba arrojándole objetos. Al final lo sacaron, pero los agentes siguieron golpeándolo mientras se lo llevaban.


Amnistía Internacional ha recibido informes según los cuales más de 30 detenidos no han podido ver a sus familiares, y los que han podido hacerlo han tenido que entrevistarse con ellos en presencia de la policía y no han podido hablar de ciertos temas. Ninguno de los detenidos ha tenido acceso a asistencia letrada.


INFORMACIÓN COMPLEMENTARIA

Decenas de personas acabaron detenidas en la jefatura de policía de Malé, capital de Maldivas, tras tomar parte en grandes manifestaciones los días 12 y 13 de agosto para protestar por la lentitud de las reformas democráticas y la permanencia en prisión de cuatro presos políticos.


El gobierno maldivo afirma que los detenidos realizaron actos delictivos durante las manifestaciones. Por ejemplo, en la respuesta a las cartas enviadas con motivo de la Acción Urgente, la autoridades afirman: “No hay presos políticos en Maldivas. Ninguna de las personas que mencionan en su carta fue detenida por realizar actividades políticas”.


Sin embargo, el gobierno no ha facilitado indicios creíbles que apoyen esta afirmación. Mientras, la información que recibe Amnistía Internacional apunta claramente a que los detenidos eran manifestantes pacíficos que pedían reformas democráticas. Se sabe que al menos tres de ellos –Fathimath Nisreen, Mohamed Zaki y Ahmed Ibrahim Didi– son presos de conciencia, encarcelados únicamente por ejercer su derecho a la libertad de expresión. Según los informes, otro de los detenidos, Mohamed Mahir, ha estado exiliado y ha sido detenido varias veces tras escribir en 1986 una “poesía” que las autoridades consideraron crítica. Al menos otras tres personas que fueron detenidas después de las manifestaciones están bajo arresto domiciliario, mientras que a otras que han quedado en libertad les han dicho que no pueden salir del país.


Según los informes, en los últimos tres días el gobierno ha detenido a dos opositores políticos. Uno de ellos es Ismail Asif, detenido el 17 de septiembre en su casa, donde, según los informes, se ocupaba de organizar una reunión informal de cientos de personas para debatir sobre las reformas democráticas.


Otras personas que se sabe que están detenidas son Fathimath Nisreen (m); Mohamed Niyaz, hermano de la anterior; Ahmed Ibrahim Didi; Mohamed Zaki; Maria Manike (m); Ibrahim Ismail; Ibrahim Hussain Zaki; Ghasim Ibrahim ; Dr Mohamed Monawar ; Ali Faiz ; Dr Hussain Rasheed ; Ilyas Hussain Ibrahim ; Ibraham Zaki ; Husnoo Alsuood ; Jennifer Latheef (m); Aminath Najeeb (m); Mohammed Naseem ; Ahmed Shafeeq ; Ahmed Adil ; Asad Whaeed y Mohamed Mahir .


ACCIONES RECOMENDADAS: Envíen sus llamamientos para que lleguen lo antes posible, en inglés o en su propio idioma:


- haciendo referencia a la carta enviada el 2 de septiembre por Mohamed Hussain Shareef, subdirector de la Unidad de Comunicaciones Estratégicas de la Oficina del Presidente, según el cual: “A los detenidos ni se los maltrata, ni se los tortura, ni se los mantiene incomunicados”;

- señalando que esta afirmación contrasta marcadamente con la información que Amnistía Internacional ha recibido, según la cual los detenidos en relación con las manifestaciones del 12 y el 13 de agosto han sido golpeados, esposados, vendados y sometidos a otras formas de tortura y maltrato;

- pidiendo investigaciones completas, independientes e imparciales sobre todas las denuncias de tortura, y que los responsables de dichos actos comparezcan ante la justicia;

- instando a que todos los detenidos sean tratados humanamente, no sean torturados ni maltratados, puedan acceder inmediatamente a sus familiares y abogados y reciban la atención médica que necesiten;

- instando a las autoridades a que den a conocer la identidad de las personas que siguen bajo custodia, y expresando su preocupación por que la detención de estas personas parece deberse únicamente a que han ejercido pacíficamente su derecho a la libertad de expresión y de reunión. Pidan a las autoridades que los pongan en libertad incondicional inmediatamente salvo que vayan a ser acusados de algún delito común reconocible.

LLAMAMIENTOS A:

Presidente

President Maumoon Abdul Gayoom

The President's Palace

Maafannu Theemuge

Male 2002

Maldivas

Fax: + 960 32 55 00

Tratamiento: Dear President Gayoom / Señor Presidente

COPIAS DE SUS LLAMAMIENTOS A:

Periódico

The Island Newspaper

223 Bloemendhal Road,

Colombo 13

Sri Lanka

Correo-E: gamini@unl.upali.lk


y a los representantes diplomáticos de Maldivas acreditados en su país.


ENVÍEN SUS LLAMAMIENTOS INMEDIATAMENTE. Consulten con el Secretariado Internacional o con la oficina de su Sección si van a enviarlos después del 1 de noviembre de 2004.


How you can help

AMNESTY INTERNATIONAL WORLDWIDE