تقرير منظمة العفو الدولية لعام  2013
حالة حقوق الإنسان في العالم

بيان صحفي

27 يونيو 2012

Pakistán: Giro radical en pena de muerte, “excepcionalmente cruel”

El viraje de 180º de Pakistán sobre la decisión de conmutar la pena capital impuesta al ciudadano indio Sarabjit Singh por la de cadena perpetua es un golpe cruel para él y para su familia, ha declarado hoy Amnistía Internacional.

Las autoridades de este país habían anunciado ayer que, tras la conmutación de la pena, Singh sería puesto en libertad, después de permanecer dos décadas en prisión.

No obstante, el miércoles se supo que quien será excarcelado no es Sarabjit Singh, sino Surjit Singh, que lleva más de 20 años en prisión después de que en 1989 se le conmutara la condena a muerte por cadena perpetua.

“La decisión de volverse atrás respecto de la conmutación de la pena de muerte impuesta a Sarabjit Singh —sea debido a un error o a otro motivo— es excepcionalmente cruel para Sarabjit Singh y su familia, en el estado indio de Punjab, que estaban preparándose para recibirle en casa”, afirmó Catherine Baber, directora del Programa Regional de Amnistía Internacional para Asia y Oceanía.

“El hecho de que Sarabjit Singh siga condenado a muerte tras haber presentado cinco peticiones de indulto es sumamente decepcionante.”

“Al tiempo que acogemos con satisfacción el anuncio de Pakistán de que va a excarcelar a otro ciudadano indio, Surjit Singh, creemos que las autoridades deben hacer algo más: atenerse al anuncio realizado ayer y conmutar la pena de muerte de Sarabjit Singh, así como todas las penas de muerte impuestas en Pakistán”, añadió.

El próximo sábado está prevista la ejecución en Karachi de Behram Khan, ciudadano paquistaní condenado a muerte por un Tribunal Antiterrorista el 23 de junio de 2003 por el asesinato del abogado Mohammad Ashraf.

“La ejecución de Behram Khan sería la primera que se realiza en Pakistán en casi cuatro años y abriría la puerta a nuevas ejecuciones. El presidente Zardari debe actuar ya con urgencia para conmutar la pena de muerte de Behram Khan”, dijo Baber.

“La pena de muerte es el castigo cruel, inhumano y degradante por excelencia; Amnistía Internacional se opone a ella en todos los casos sin excepción.”

En la actualidad hay más de 8.000 presos condenados a muerte en Pakistán.

“Tanto las autoridades paquistaníes como las indias deben conmutar todas las condenas a muerte e introducir una moratoria oficial de las ejecuciones como primer paso hacia la abolición de la pena capital”, añadió Baber.

AI Index: PRE01/311/2012
المنطقة آسيا والباسيفك
البلد باكستان
For further information, contact مكتب الإعلام الدولي

مكتب الإعلام الدولي

هاتف : +44 (0) 20 7413 5566
الساعة 9:30 حتي 17:00 بتوقيت جرينتش يوم الاثنين الى الجمعة
هاتف : +44 (0) 777 847 2126
الخط المفتوح 24 ساعة في اليوم
فاكس : +44 (0) 20 7413 5835
مكتب الإعلام الدولي
Peter Benenson House
1 Easton Street
London
WC1X 0DW
بريطانيا
لمتابعة المكتب الدولي للاعلام على تويتر
@amnestypress