Eslovaquia

حقوق الإنسان في República Eslovaca

منظمة العفو الدولية  تقرير 2013


The 2013 Annual Report on
سلوفاكياالصادر حديثاً

Jefe del Estado
Ivan Gašparovič
Jefa del gobierno
Iveta Radičová
Pena de muerte
abolicionista para todos los delitos
Población
5,5 millones
Esperanza de vida
75,4 años
Mortalidad infantil (‹5 años)
6,9 por cada 1.000

Información general

Tras una moción de censura presentada en octubre, se programaron elecciones anticipadas para marzo de 2012. La primera ministra y su gobierno tenían potestad limitada para tomar medidas decisivas de política socioeconómica.

A finales de noviembre, tras el fracaso de las negociaciones entre el gobierno y los sindicatos sobre la privatización de los hospitales y las condiciones laborales del personal médico, más de 1.200 médicos de hospitales públicos dimitieron de sus puestos, por lo que, según informes, varios hospitales no pudieron prestar servicios adecuados de atención a la salud. El gobierno declaró el estado de excepción, que obligaba a los médicos a incorporarse al trabajo. Negarse a hacerlo comportaba el riesgo de procesamiento. Gobierno y médicos llegaron a un acuerdo, y el 8 de diciembre se levantó el estado de excepción.

Top of page

Discriminación: romaníes

Eslovaquia fue criticada por los órganos de vigilancia de los tratados internacionales de derechos humanos por seguir discriminando a la comunidad romaní. En abril, el Comité de Derechos Humanos de la ONU afirmó que los romaníes eran excluidos de la política y sufrían discriminación en el acceso a la educación, la asistencia médica y la vivienda.

En junio, el Ministerio del Interior tomó medidas en respuesta a las tensiones existentes entre la población romaní y no romaní del pueblo de Žehra, en el este de Eslovaquia. El ministro propuso una reforma de la Ley de Municipios que permitía dividir un municipio en dos partes. Las ONG y el plenipotenciario gubernamental para las comunidades romaníes criticaron la iniciativa por considerar que podía dar lugar a la división de municipios por criterios étnicos.

  • En septiembre se levantó un muro de hormigón en el municipio de Vrútky para separar una zona habitada mayoritariamente por romaníes de una escuela infantil y varios edificios de apartamentos y residencias de ancianos.

Derecho a la educación

En abril, el Comité de Derechos Humanos de la ONU observó que persistían los informes de segregación de facto de los niños y niñas romaníes en la escuela, a quienes, además, se colocaba con excesiva frecuencia en clases para alumnado con “discapacidad mental leve”. El Comité instó al gobierno a erradicar la segregación del sistema educativo. En mayo, los participantes en una reunión de la Comisión Europea sobre la inclusión de la comunidad romaní en Eslovaquia reconocieron que seguía existiendo segregación en la educación. La reunión concluyó con un llamamiento al gobierno para que adoptara una estrategia clara dirigida a eliminar la segregación. En diciembre, el comisario de Derechos Humanos del Consejo de Europa recomendó a las autoridades eslovacas que impusieran a todas las escuelas la obligación de suprimir la segregación del alumnado.

  • En septiembre, las familias romaníes de la localidad de Levoča supieron que la escuela primaria local iba a poner a sus hijos en aulas separadas en el primer curso. Al parecer, la escuela había tomado esta decisión a raíz de una petición presentada por familias no romaníes para que se limitara el número de alumnos procedentes de comunidades “antisociales”. El director del centro afirmó que estas aulas tenían por objeto crear un entorno educativo adecuado para los niños y niñas romaníes. El plenipotenciario gubernamental expresó su preocupación, por considerar que el establecimiento de aulas separadas podía constituir segregación por motivos étnicos, y afirmó que, si se insistía en ello, se presentaría una denuncia ante la Dirección Estatal de Inspectores Escolares.
  • El tribunal local de Prešov, en el este de Eslovaquia, resolvió en diciembre que la escuela primaria de la localidad de Šarišské Michaľany había violado la legislación contra la discriminación al colocar a niños romaníes en aulas separadas.

Derecho a la vivienda

Los romaníes residentes en asentamientos informales se enfrentaban a la amenaza de desalojo forzoso, que se cumplió en algunos casos, y no tenían acceso a servicios básicos. En septiembre se propuso en el Parlamento una reforma de la normativa de urbanismo para obligar a los municipios a demoler las edificaciones no autorizadas y sin título de propiedad del terreno. La propuesta incluía la imposición de sanciones a los municipios que no llevaran a efecto las demoliciones en el plazo legalmente establecido. La Oficina del plenipotenciario gubernamental expresó su preocupación, al considerar que la propuesta contravenía la legislación contra la discriminación y afectaría gravemente a los asentamientos informales romaníes. El Ministerio de Urbanismo y Desarrollo Regional anunció en noviembre que examinaría la propuesta y presentaría un nuevo proyecto de reforma en 2012.

  • El 16 de mayo, las autoridades municipales de Košice llevaron a cabo la demolición de un asentamiento informal de romaníes llamado Demeter, habitado por unas 80 personas, con el argumento de que tanto el asentamiento como un vertedero cercano ponían en peligro la seguridad y la salud. Los residentes que solicitaron alojamiento de emergencia fueron alojados en tiendas de campaña. El plenipotenciario gubernamental expresó su preocupación, por considerar que la acción municipal equivalía a un desalojo forzoso, contrario a la legislación eslovaca y al derecho internacional.
  • En mayo, el alcalde de la localidad de Žiar nad Hronom pidió al gobierno central “una solución al problema romaní”, en concreto al de los asentamientos informales. La iniciativa, apoyada según informes por más de 300 alcaldes, solicitaba una normativa estricta y el control de la “población antisocial”. En junio, el municipio de Žiar nad Hronom anunció el traslado de romaníes de un asentamiento informal a un lugar donde serían alojados en contenedores metálicos. El desalojo se llevó a cabo en noviembre. Según informes, las autoridades locales no prestaron ayuda de ninguna clase a las personas afectadas, con la excusa de que ninguna la había solicitado, y 13 romaníes quedaron de hecho sin hogar.
  • En el pueblo de Plavecký Štvrtok, al norte de Bratislava, cerca de 90 familias romaníes continuaron amenazadas de desalojo forzoso. La fiscalía había suspendido varios avisos de demolición en 2010 por defectos de procedimiento. Pese a ello, el alcalde del pueblo anunció que el municipio planeaba enviar nuevos avisos de demolición a los propietarios de las viviendas construidas ilegalmente. En octubre se cortó el suministro de agua corriente a las casas. El municipio instaló un depósito de agua para uso del asentamiento con un sistema de pago en función del consumo.

Esterilización forzada de mujeres romaníes

En abril, el Comité de Derechos Humanos de la ONU criticó a Eslovaquia por el restrictivo enfoque de las investigaciones sobre denuncias de esterilización forzada formuladas en el pasado. El Comité expresó también su preocupación por la falta de información sobre la eliminación de las esterilizaciones forzadas, que al parecer seguían practicándose.

  • El 8 de noviembre, el Tribunal Europeo de Derechos Humanos resolvió, en su primer fallo sobre la esterilización forzada, que el gobierno había violado derechos humanos de V.C., mujer romaní. Consideró que la esterilización, realizada sin el consentimiento pleno e informado de la mujer, constituía una injerencia grave en su estado de salud reproductiva, y que se habían violado sus derechos a no sufrir malos tratos y al respeto de la vida privada. El Tribunal observó además que, en el historial médico de V.C., el personal médico mencionaba su origen étnico, lo que indicaba cierta predisposición mental con respecto a la manera en que debía gestionarse la salud de las personas de etnia romaní. Según una abogada de la ONG Centro de Derechos Humanos y Civiles, el caso de V.C. no era más que la punta del iceberg. La letrada volvió a pedir al gobierno que dejara de negar su responsabilidad en esta práctica, pidiera perdón a todas las víctimas y les garantizara una indemnización plena.
Top of page

Tortura y otros malos tratos

El Comité de Derechos Humanos de la ONU recordó a Eslovaquia en repetidas ocasiones que debía redoblar sus esfuerzos por combatir los ataques racistas cometidos por personal encargado de hacer cumplir la ley, especialmente contra romaníes.

  • En septiembre, el Tribunal de Distrito de Košice celebró una vista en la causa sobre los presuntos malos tratos infligidos por agentes de policía a seis niños romaníes en abril de 2009. Los agentes acusados y los progenitores de los niños declararon ante el tribunal. Al final del año la causa seguía abierta.

Detenidos de Guantánamo

Dos de los tres hombres aceptados por Eslovaquia en 2010 tras permanecer recluidos bajo custodia estadounidense en Guantánamo regresaron a sus países de origen, Túnez y Egipto. Según informes, el que volvió a Egipto fue detenido a su llegada allí, en junio, y acusado de terrorismo. El ministro del Interior afirmó que ambos se habían marchado de Eslovaquia por propia voluntad. Los tres ex detenidos de Guantánamo habían obtenido permiso de residencia en Eslovaquia en 2010. Recluidos en un centro para inmigrantes irregulares mientras aguardaban el permiso, se habían declarado en huelga de hambre para protestar por su detención y sus condiciones de reclusión.

Top of page

Derechos de lesbianas, gays, bisexuales y personas transgénero

En abril entró en vigor una reforma del Código de Trabajo que incluía la orientación sexual entre los motivos de protección frente a la discriminación.

En junio, más de 1.000 personas participaron en la segunda marcha anual del Orgullo en Bratislava. Los organizadores reconocieron que había existido buena cooperación con la policía y gracias a ello se había avanzado con respecto al año anterior, cuando la policía se declaró incapaz de proteger a los participantes y los organizadores tuvieron que modificar el recorrido de la marcha. Hubo informes sobre incidentes de poca importancia, y la policía detuvo a varios contramanifestantes. Asistieron a la marcha del Orgullo el alcalde de Bratislava y varios miembros del Parlamento.

Top of page